El Senado de la República aprobó, en lo general y particular, la Ley de Ingresos de la Federación (LIF) 2021, tras más de 10 horas de discusión en donde también se votaron la Miscelánea Fiscal y la Ley Federal de Derechos

Se aprobó una reserva presentada por la bancada de Morena para añadir los 33,000 millones de pesos del Fondo de Salud para el Bienestar, los cuales habían sido descartados en la Cámara de Diputados; sin embargo, ante la reforma realizada a la Ley Federal de Salud aprobada el miércoles, los senadores vieron oportuno agregar esta modificación. 

La reserva generó controversia entre los senadores, ya que el bloque de la oposición acusó que se está quitando el dinero que se destina a tratar a gente enferma, mientras que Juan Zepeda, de Movimiento Ciudadano, refirió que se está cumpliendo con la voluntad de otro poder.

Con los 33,000 millones de pesos extras, la carátula de la Ley de Ingresos aumenta a 6 billones 295,736 millones de pesos. Más de la mitad de estos ingresos se obtendrán a través del pago de impuestos de los contribuyentes, los cuales se esperan por 3.5 billones de pesos. 

Asimismo, esperan 1 billón 76,832 millones de pesos por concepto de ingresos por ventas de bienes, prestación de servicios y otros ingresos; 756,789 millones por ingresos derivados de financiamiento; 381,835 millones por cuotas y aportaciones a la seguridad social y 343,039 millones por transferencias, asignaciones, subsidios, subvenciones, pensiones y jubilaciones.

Los ingresos restantes provendrán de los rubros de aprovechamientos, derechos, productos y contribuciones de mejoras.

Respecto al marco macroeconómico, pese a que se acusó de que es “muy optimista” e “irreal”, no se realizó ningún cambio. De esta manera, el siguiente año se espera un crecimiento económico de 4.6%, un tipo de cambio de 22.1 pesos por dólar y una producción de 1.8 millones de barriles de petróleo diarios, con un precio por barril de 42.1 dólares.

“Los números son muy alegres. ¿Cómo pueden plantear una recaudación tan optimista cuando se vive otra cosa?”, cuestionó la priísta Nuvia Mayorga.

Al realizarse modificaciones respecto a lo que fue aprobado por la Cámara Baja, el Senado de la República devolvió el decreto de la LIF a San Lázaro  para sus efectos constitucionales.

kg