La Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) estimó que, para este año, dejará de recaudar 898,040 millones de pesos por deducciones, exenciones, diferimientos y tasas reducidas de impuestos, así como estímulos fiscales y otros tratamientos especiales.

De acuerdo con el Presupuesto de Gastos Fiscales 2020 —el cual se publica año con año para detallar las pérdidas recaudatorias que se estiman en la parte de impuestos— el monto que dejará de recibir el gobierno es 6.9% menor, en términos reales, a los 935,796 millones de pesos que se dejaron de recaudar el año pasado.

Si bien la pérdida recaudatoria será menor para este año, representará 3.7% del Producto Interno Bruto (PIB), la misma proporción que representó el año pasado.

“En general, los montos de los gastos fiscales que se reportan en este documento muestran una disminución respecto a los reportados el año anterior, producto principalmente de la caída de los estímulos fiscales en materia del Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) a los combustibles automotrices, del acreditamiento del IEPS del diesel o biodiesel y sus mezclas, así como a la disminución del gasto fiscal por las exenciones del Impuesto al Valor Agregado (IVA)”, detalló la dependencia.

Por otro lado, apuntó que los gastos fiscales que mostraron un incremento para este año son los relacionados a los estímulos fiscales que se les otorga a los contribuyentes de la zona fronteriza norte en materia de Impuesto sobre la Renta (ISR) e IVA, así como los intereses exentos que reciben las personas físicas a través de las Siefores y a los ingresos exentos de las personas físicas por jubilaciones, pensiones y retiro.

Para el siguiente año, Hacienda prevé que los gastos fiscales vuelvan a disminuir. Se esperaría que en el 2021 se dejarán de recaudar 852,900 millones de pesos, lo que representaría 3.3% del PIB.

Tasa cero del IVA, el mayor gasto

El desglose mostró que la tasa cero del IVA se mantiene como el mayor gasto fiscal para el gobierno. Para este año, se espera que por este concepto se deje de recaudar 282,259 millones de pesos; sin embargo, esto significó una pérdida 5.6% menor a los 290,177 millones que se dejaron de recaudar en el 2019.

La tasa cero del IVA se aplica a alimentos, medicinas, servicio o suministro de agua potable para uso doméstico, libros, periódicos y revistas, entre otros bienes.

Otro de los grandes gastos fiscales son las pérdidas que se generan por las deducciones del ISR de las personas físicas, las cuales se estiman este año en 216,909 millones de pesos, 15% más que los 182,291 millones de pesos del 2019.

¿Qué son los gastos fiscales?

El concepto de gastos fiscales se refiere a los apoyos indirectos, generalmente autoaplicativos, otorgados a sectores de la economía o de contribuyentes, mediante el sistema tributario. Así, los gastos fiscales no implican una erogación de recursos o ingresos previamente obtenidos, sino que permiten a los contribuyentes beneficiarios disminuir, evitar o diferir el pago de impuestos. Conforme a ello, los gastos fiscales se originan por la existencia de tratamientos que se desvían de la estructura “normal” de cada uno de los impuestos, por lo que la determinación de los gastos fiscales implica identificar dichos tratamientos especiales.

[email protected]