¿Qué le preocupa al FMI de las elecciones de México del año próximo? nos preocupa que la elección se convierta en un factor que genere incertidumbre y frene más la inversión, hay que tomar en cuenta que la posible renegociación del TLCAN ya ha tenido su impacto…no tenemos una preocupación específica por lo que podrían ser las propuestas económicas de ninguno de los candidatos , dice Alejandro Werner, director del Departamento del Hemisferio occidental del FMI.

Es la incertidumbre relacionada con la relación con Estados Unidos el factor que explica más la desaceleración que vivirá la economía mexicana en el 2017, dice Werner. Tendría 1.7% de crecimiento frente a un 2.3% en el 2016. La incertidumbre también afectará parcialmente al consumo. El consumo privado perderá dinamismo también por el efecto que la inflación tendrá en la capacidad adquisitiva , explica el economista mexicano. Werner fue subsecretario de Hacienda en México y director de estudios Económicos del Banxico. Su visión tiene la ventaja del volver.

NOTICIA: Los vientos de la tormenta Trump amainan sobre México y AL: FMI

El crecimiento proyectado para México se encuentra un poco arriba del pronóstico promedio para América Latina que hace el FMI 1.1 por ciento. La región que registrará el mayor dinamismo es Centro América, 4.4%, mientras que América del Sur crecerá apenas 0.6%, la cifra es baja pero esta región viene de dos años de decrecimiento .

En las explicaciones que ofrece Alejandro Werner destacan dos aspectos: uno, les irá mejor a los países que dependen del turismo que a los que exportan materias primas, dos, una parte del bajo crecimiento se justifica por factores relacionados con gobernanza: una huelga minera en Chile lastrará el crecimiento de esta nación andina; la parálisis política golpeará a El Salvador y la revisión de contratos de infraestructura en Perú afectará el ritmo de crecimiento. Este último caso tiene que ver con los escándalos de corrupción asociados con la brasileña Odebrecht.

Alejandro Werner enfatiza la importancia de estos aspectos político y sociales en la marcha económica de América Latina lo podría explicar mejor un politólogo , dice bromeando. Luego elabora su razonamiento vemos la combinación de muchos factores: una población que exige más en transparencia, eficacia y combate a la corrupción…cuando decimos que afectará el crecimiento no significa que lo que está ocurriendo sea negativo, es una prueba de que la democracia está funcionando, hay mayor exigencia a los gobiernos de parte de la sociedad .

Las demandas de la sociedad son más complicadas de procesarse en un contexto de bajo crecimiento, explica el funcionario del FMI, porque hay menos recursos: en cierto sentido, genera una presión adicional para que haya más eficiencia en el uso de los recursos públicos .

NOTICIA: México mantiene la solidez para acceder a la Línea de Crédito Flexible: Lagarde

El bajo crecimiento es algo que caracteriza este momento latinoamericano, de acuerdo a Werner. Las cifras mejoraran en el 2018 para casi todos, incluyendo a México, pero no veremos el regreso a las altas tasas de crecimiento, China no está creciendo tanto y los precios de las materias primas no tendrán un pico .

Un mayor ritmo de crecimiento requiere hacer cambios que no darán resultados de corto plazo, explica Werner: mejorar la infraestructura; la calidad de la educación; hacer valer el Estado de Derecho e impulsar una mayor participación de la mujer. En el caso de México, está además el reto de la diversificación de sus relaciones comerciales, acercarse más a Asia y profundizar la relación con América Latina es algo necesario pero nadie espera que esto dé resultados inmediatos. Es algo que México necesita hacer pero se verá en el mediano y largo plazo .

abr