El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, y la secretaria del Tesoro de esa nación, Janet Yellen, reconocieron el precio que la pandemia ha cobrado en las empresas y trabajadores latinos y, aseguraron, que los latinos van a recibir ayuda y que serán clave para liderar la recuperación económica.

“Sé lo difícil que han sido los últimos dos años. No es fácil colgar un letrero de cerrado en un sueño propio o un legado familiar en el que pusieron su corazón”, dijo Biden en la cumbre legislativa virtual de la Cámara de Comercio Hispana de Estados Unidos.

De igual forma, el Presidente mencionó que los latinos también serán ayudados por el paquete de apoyos recién aprobado.

Asimismo, Biden señaló parte de la asistencia incluida en el paquete de 1.9 billones de dólares, donde destacó el apoyo de emergencia para la recontratación de empleados, un fondo de oportunidades para pequeñas empresas, subvenciones para restaurantes familiares, camiones de comida y puestos de comida.

“Sabemos que los latinos históricamente enfrentan discriminación cuando se trata de obtener apoyo para sus negocios (...) Tenemos mucho trabajo por delante, pero juntos vamos a encaminar nuestra economía y colgar un letrero abierto en decenas de miles de pequeñas empresas latinas una vez más”, mencionó el presidente Biden.

Por su parte, la secretaria del Tesoro, Janet Yellen, aseguró que los empresarios latinos pueden ayudar a sacar a EU de la crisis si se reducen las barreras de acceso al capital y al empleo.

Yellen dijo que el plan de estímulo ayudará a las empresas latinas a través de pagos directos, ayuda para la vivienda y una inyección de 12,000 millones de dólares en las Instituciones Financieras de Desarrollo Comunitario (CDFI, por su sigla en inglés) que tienen como objetivo áreas de bajos ingresos. Agregó que las inversiones de CDFI marcarán una “diferencia significativa” en la capacidad de las empresas latinas para acceder al capital.

“Con la aprobación del plan de rescate, afortunadamente evitaremos las cicatrices económicas a gran escala”, dijo Yellen,

De igual forma, Yellen reiteró su expectativa de que Estados Unidos volverá al pleno empleo para el 2022, y agregó: “Si la historia sirve de guía, las empresas de propiedad hispana impulsarán una gran parte de la recuperación”.

Por último, citó estadísticas del 2007-2012, los años de la Gran Recesión y la recuperación posterior, que muestran que las empresas de propiedad latina crecieron 3.3% durante el periodo, mientras que las empresas con dueños no latinos disminuyeron 3.6 por ciento.

Después del 2012, la cantidad de nuevas empresas propiedad de latinos creció a más del doble del promedio nacional, informó la secretaria del Tesoro.

El mes pasado el Presidente declaró que durante la pandemia habían cerrado 400,000 pequeños negocios, con las comunidades negras, latinas y asiático americanas como las más afectadas.