El gasto federalizado, que perfila un crecimiento para el próximo año, seguirá por debajo de los niveles que se vieron en el sexenio de Enrique Peña Nieto, alertaron analistas, diputados y organizaciones, al tiempo que solicitaron una serie de medidas para fortalecer los ingresos propios de los estados y municipios.

Durante el Parlamento Abierto enfocado a este rubro, la diputada panista Leticia Zepeda Martínez recordó que para el siguiente año se espera un gasto federalizado de poco más de 2.1 billones de pesos, lo que representa un crecimiento de 4.7% en comparación con los recursos que fueron aprobados para este año.

El incremento, añadió, es positivo pero aún se está lejos de los niveles del sexenio pasado. Con cifras presentadas por México Evalúa (a precios del 2022), en el 2018 se alcanzó el mayor gasto federalizado que sumó 2.21 billones de pesos.

“La caída que se sufrió en el 2020 afectó fuertemente el gasto federalizado y, desde entonces, no se ha podido recuperar”, abundó Zepeda Martínez.

Si bien el gasto federalizado tendría un segundo año de aumentos –luego de la caída de 7.7% que se presentó el año pasado– éstos son insuficientes y “hace imposible la labor de miles de alcaldes”, sentenció la diputada Sarahí Gómez Cárdenas, presidenta de la Comisión de Federalismo y Desarrollo Municipal.

En este sentido, Lía Álvarez, investigadora de México Evalúa, añadió que el incremento proyectado para el 2022 no es suficiente para atender todas las carencias con las que cuentan las entidades federativas para asegurar la operación de servicios a la población, como alcantarillado, salud y seguridad, entre otros.

Descentralizar recursos y fortalecer recaudación local

Juvenal Lobato, presidente de la Comisión Nacional Fiscal de Coparmex, apuntó que es urgente llamar a una nueva Convención Nacional Hacendaria, esto con el fin de descentralizar los recursos y hacer un nuevo pacto fiscal.

“Es urgente llevar a cabo una verdadera Convención Nacional Hacendaria para fortalecer el pacto fiscal. Hay que ponerle fin al centralismo fiscal”, aseveró ante legisladores.

Agregó que no sólo es cuestión de descentralizar los recursos, sino también habría que renovar la distribución de las participaciones, así como mejorar los mecanismos para la fiscalización de los recursos subnacionales.

Por su parte, Christopher Cernichiaro, investigador del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP), señaló que 88% de los recursos públicos estatales provienen del gasto federalizado, mientras que sólo 12% se obtienen por la recaudación local, que provienen del Predial, la Tenencia, y otro tipo de impuestos que existen a nivel local.

“Es importante incrementar la recaudación local, igual no aumentando o creando impuestos, sino a través del combate contra la evasión fiscal”, agregó.

En diferentes ocasiones se ha expresado que impuestos locales como el Predial y la Tenencia dejarían mayores recursos a las entidades federativas, con lo cual se podría incrementar el gasto de éstas y atender las necesidades de la población.

En este sentido, Emilio Barriga, auditor especial de Gasto Federalizado de la Auditoría Superior de la Federación (ASF), indicó que si el país recaudara al nivel de Argentina, se obtendrían 351,000 millones de pesos, cifra mucho mayor a los 44,658 millones que se obtienen hoy en día.

ana.martinez@eleconomista.mx