El director del Departamento Administrativo Nacional de Estadística (Dane), Juan Daniel Oviedo, dio a conocer que durante 2020 no solo aumentó la incidencia de la pobreza monetaria en Colombia, sino que se registró una disminución de la clase media. Esta movilidad social es resultado del impacto que tuvo la pandemia en los ingresos de las personas.

El Dane reveló que, entre 2019 y 2020, el país pasó de tener 30.1% de su población en clase media a 25.4% en esta caracterización. Una caída de 4.7 puntos porcentuales. “Lo que nos permite tener una diferencia de 2.18 millones de personas menos en situación de clase media”, señaló Oviedo durante su presentación. La entidad también dio a conocer que en Bucaramanga, Villavicencio, Cali, Ibagué y Bogotá se registró una reducción en la población en clase media.

Vale la pena mencionar que la clasificación está basada en la división de clases sociales según el ingreso per cápita de cada ciudadano.

En este se establece que si una persona tiene un ingreso de entre $0 y $331,668 (0 y 88 dólares) después de haber distribuido el valor de los ingresos mensuales que recibió su hogar de manera equitativa, está en pobreza monetaria.

Si una persona recibe ingresos de entre $331,668 y $653,781 (88 y 174 dólares) está en condición vulnerable, mientras que si una persona gana entre $653,000  y $3.52 millones (174 y 927 dólares) se ubica en clase media. Por último, si una persona percibe $3.52 millones o más está en clase alta.

“Estamos organizando a los hogares en términos de ingresos, no es una aproximación antropológica ni cultural, son medidas estandarizadas en el contexto estadístico internacional según los recursos que entran a una alcancía, representando los ingresos de un hogar repartidos equitativamente entre todos los miembros que lo componen”, explicó Oviedo.

Por otro lado, el informe también dio a conocer que 3.5 millones de ciudadanos pasaron de estar en una condición vulnerable a incidir en pobreza monetaria. Colombia pasó de tener 17.47 millones de personas en la pobreza en 2019 a 21 millones de ciudadanos en esta condición para el cierre de 2020.

Mientras que en 2019 eran 15.67 millones las personas en condición de vulnerabilidad, el Dane reveló que en 2020 ese número disminuyó a 15 millones.

La explicación es que esas cerca de 668,000 personas menos pasaron a condición de pobreza monetaria.