Mónaco. El alemán Sebastian Vettel (Red Bull), imparable, ganó el Gran Premio de Mónaco de Fórmula 1, por delante del español Fernando Alonso (Ferrari) y del inglés Jenson Button (McLaren), tercero, en una carrera complicada que terminó con varios accidentes.

Vettel refuerza así su liderato en la clasificación general, con 51 puntos más que su compañero de equipo, el australiano Mark Webber, segundo, y que el domingo terminó cuarto en el circuito urbano del pequeño Principado mediterráneo.

El alemán, que suma ahora cinco victorias en seis Grandes Premios, se impuso en una carrera inusual, interrumpida cuando faltaban seis vueltas para el final por el choque del ruso Vitlay Petrov (Lotus Renault), con lesiones en las piernas pero que no se rompió ningún hueso.

Fue increíble. Creo que la carrera fue bastante entretenida, al menos desde dentro del coche. Tuvimos una buena primera parte, con una buena salida , dijo el alemán, que reconoció que la suerte también intervino en la victoria.

Estoy muy contento porque hubo un momento en que iba segundo, a 15 o 19 segundos por detrás de Jenson (Button), pero ya he dicho que es una pista loca. Creo que la ruleta me ha sido favorable y estoy muy contento con este resultado fantástico , añadió el piloto de Red Bull.

Siguiendo a Webber, cuarto del día, llegaron el japonés Kamui Kobayashi (Sauber, 5) y el británico Lewis Hamilton (McLaren, 6), que podría recibir una penalización por su actitud al volante durante la carrera.

El alemán Adrian Sutil (Force India) terminó séptimo, seguido por su compatriota Nick Heidfeld (Lotus-Renault, 8), el brasileño Rubens Barrichello (Williams, 9, que logró los primeros puntos de la temporada para su escudería), y del suizo Sébastien Buemi (Toro Rosso), que cierra el top-ten.

EISS