Monterrey, Nl. Ser aficionado de un club de Nuevo León implica realizar una inversión de al menos 8,956 pesos si los colores que se siguen son los de Tigres, y de 10,834 si se apoya a Monterrey al año. Al menos en esta ciudad, los seguidores de estos conjuntos que apostaron por gastar tales cantidades para seguir de cerca a sus ídolos, pudieron sentirse satisfechos tras verlos llegar al duelo que definió al campeón del Apertura 2017.

El desembolsar dicha cantidad aseguraría apoyar a su equipos los 17 partidos que disputan al año como local, beber 2.6 cervezas cada ocasión que asisten al estadio, vestirse con la playera oficial del club y hacerse de un gorra con los colores de su equipo favorito.

En el caso de Tigres, el costo del abono para asegurar un lugar una butaca en el Volcán es de al menos 2,830 pesos, pero si se quiere contar con un sitio en una suite, se deben desembolsar 28,545 pesos. La Pandilla, por su parte, tiene como el precio más accesible la cifra de 4,500, llegando hasta los 12,000 para ir cada 15 días al BBVA Bancomer a alentar a los Rayados.

Los fanáticos del club dirigido por Ricardo Ferretti tuvieron que pagar 1,499 pesos por la casaca de la temporada 2017-18, mientras que los aficionados de su acérrimo rival tienen que desembolsar 2,199 por enfundarse en los colores de los Rayados.

La pasión por alentar a estos dos conjuntos regiomontanos provoca que no solamente se ingrese a los inmuebles con la playera oficial. Además, la mayoría de los aficionados portaron la gorra con el escudo del club de sus amores. Para un seguidor de Tigres el costo mínimo es de 479, mientras que para los de rayados es de 599 pesos.

Una vez en el estadio, de acuerdo con información obtenida por El Economista, los fanáticos consumen 2.6 cervezas por partido, gusto que por los 17 duelos al año que observan desde las tribunas lleva a pagar en total 3,978 pesos a la parcialidad de Tigres, mientras que los aficionados de la Pandilla invierten 3,536. Cabe destacar que en este ejercicio sólo están incluidos los 17 duelos que tienen asegurados como local, por lo que en esta Liguilla habrá que sumarles 702 pesos a quienes acuden al Volcán y 624 a los que tienen su butaca en el BBVA Bancomer.

Seguir de cerca a Monterrey y a Tigres en la actualidad implica contar con muchas posibilidades de ver triunfar a los equipos, aunque para hacerlo los fans deberán tener claro que no les saldrá en menos de 8,956 pesos anuales.

carlos.herrera@eleconomista.mx