Hinwil. Peter Sauber, dueño de la escudería que lleva su nombre afirmó que no duda en el retorno del piloto mexicano Sergio "Checo" Pérez a las pistas en el Gran Premio de Europa, en Valencia, después del golpe que sufrió en el circuito de Mónaco, el 28 de mayo anterior.

El propietario de Sauber dijo que no tiene pensado utilizar por más carreras al español Pedro de la Rosa, quien sustituyó al mexicano durante el Gran Premio de Canadá, puesto que confía en la recuperación a tiempo de su piloto para la octava carrera de la temporada.

"Para mí está claro que Sergio estará bien (para entonces), esta clase de dolencia necesita tiempo, espero que esté bien y creo que sólo es una cuestión de tiempo", mencionó Sauber.

Al mismo tiempo, el mandamás de la casa de Hinwil dijo que no tenía plan B para la carrera en la pista Gilles Villeneuve, creyendo que iba a estar bien el tapatío después de las pruebas médicas.

El nacido en Guadalajara sostuvo las primeras prácticas del viernes, quedando en el lugar 11, para después abandonar las actividades por malestares generales y mareos.

La FIA había esperado los resultados de los giros hechos para dar su visto bueno al piloto, sin embargo, Pérez abandonó el resto de las prácticas y lo consecuente en Canadá, para descansar en casa por orden médica.

De la Rosa, a su vez, comentó que no tiene posibilidades de correr otro Gran Premio con Sauber, puesto que sólo fue requerido para esta prueba.

Por otra parte, Esteban Gutiérrez, piloto sustituto de la escudería suiza, manifestó sus felicitaciones al equipo a través de su cuenta de Twitter después de los resultados de la carrera.

EISS