Sumada a la emoción y la adrenalina que dejó el paso de la carrera que marcó el regreso de la Fórmula Uno a México después de 23 años, se cristalizó una derrama económica de 399 millones de dólares y la creación de 18,000 empleos directos e indirectos en nuestro país por el evento, reveló la Secretaría de Turismo (Sectur).

Del monto estimado, 189.5 millones de pesos (47.5%) reflejan el impacto económico local directo, indirecto e inducido y 209.5 (52.5%) millones corresponden a la exposición mediática de la marca México.

La Sectur proyecta que la derrama económica se replique cuando menos en igual monto durante los próximos cuatro grandes premios de México que ya están confirmados hacia el 2019, por lo que pronosticó que para dicho año el evento hayan generado 2,000 millones de dólares de impacto económico en nuestro país (400 millones de dólares por cada Gran Premio).

Este monto es equivalente a casi cinco veces el presupuesto total de la Sectur en el 2015 y es superior al presupuesto del estado de Zacatecas en ese mismo año , dijo la dependencia en una tarjeta informativa.

Sobre el impacto económico local del Gran Premio de México 2015 (190.5 millones de dólares), la Sectur explicó que se desglosó en poco más de 70 millones de dólares por concepto de ingresos de hospedaje, casi 26 millones por gastos de alimentación, bebidas y mercancías; 4 millones por la renta de autos; 36.5 millones por gastos del circuito; 29.2 millones por la venta de boletos y 23.7 millones de dólares por otros gastos.

Por concepto de Impuesto al Valor Agregado (IVA), la recaudación esperada por los consumos realizados ascenderá a 30.3 millones de dólares.

La asistencia a la carrera ganada por el alemán Nico Rosberg, se contabilizó en 110,000 espectadores, mientras que durante los tres días que duró el evento fueron 330,000 personas las que se apersonaron en el Autódromo Hermanos Rodríguez de la ciudad de México para disfrutar de las pruebas libres, la clasificación de la carrera y los diferentes eventos alternos que se llevaron a cabo en el coso de la ciudad deportiva ubicado en la Magdalena Mixhuca.

Del público asistente, se calcula que 46% fueron extranjeros y con respecto al público mexicano 73% provino del interior de la República y el 27% restante de la ciudad de México.

En lo que toca a la derrama por exposición mediática de la marca México (209 millones de dólares), la dependencia puntualizó que ésta consistió de alrededor de 150 millones de dólares por exhibición en televisión, 18 millones en medios impresos y 41 millones por concepto de la publicidad en las vallas publicitarias de la pista.

Después de la Copa Mundial de Futbol y los Juegos Olímpicos, la Fórmula Uno es el tercer campeonato deportivo itinerante con mayor audiencia del mundo y se estima que la señal de televisión de la carrera de ayer llegó a 185 países, que cuentan por un universo de 520 millones de teleespectadores.

Inversión mexicana

La Secretaría de Turismo puntualizó que el gobierno federal pagará, a través del Consejo de Promoción Turística de México (CPTM), un total de 213.3 millones de dólares por los derechos de traer la Fórmula Uno a nuestro país.

Dicho monto será pagado en cinco exhibiciones (dos de ellas ya fueron entregadas) a la Corporación Interamericana de Entretenimiento (CIE), en el periodo 2014-2018 (una por año).

De esta manera, los dos primeros pagos, por 44.1 y 40.9 millones de dólares, fueron ya cubiertos.

La inversión de CIE es equivalente, a su vez, a 200 millones de dólares por los cinco años de operación del evento, con la expectativa de obtener un rendimiento de 15% en dólares.

El desembolso de la empresa se desglosa en los gastos que corresponden al traslado de pilotos, escuderías, promoción, publicidad, eventos especiales, insumos, además de la inversión de la remodelación de la pista y del Autódromo Hermanos Rodríguez.

El primer año desembolsó 90 millones y el resto es el costo de operación durante la vida del proyecto , puntualizó la Secretaría de Turismo en un comunicado.

[email protected]