Uno de los deportes más perjudicados por la pandemia es la Fórmula 1. La ausencia de 10 de las 22 carreras que suponen el calendario de la temporada significan dejar de percibir 956.6 millones de dólares en derrama económica para las ciudades donde se disputan los Grandes Premios del circuito, el 38% de la derrama económica total de la temporada.

El costo aproximado por ciudad para albergar las carreras es cercano a los 29.4 millones de dólares, según Forbes. Gasto que realizó la organización de Australia, a causa de ser la sede del primer GP del año, que se canceló a tan solo horas previas de la primera ronda de práctica, que significó realizar los costos de operación, sin obtener los beneficios económicos de contar con la actividad de la carrera.

Sin embargo, las pérdidas no solo son para el circuito y las ciudades sede. Las principales escuderías invierten cerca de 285 millones de dólares anuales por automóvil, según Forbes. Es decir, Mercedes y Ferrari gastaron cerca de 516 millones por dos autos para este 2020 que no han tenido oportunidad de probar en competencia.

Los ingresos por equipos, son proporcionales a la calidad y éxito deportivo de cada uno. En 2019, Williams, que quedó en la última posición, obtuvo 125 millones de dólares en ganancias. Mientras Mercedes, que logró el título de constructores, ingresaron 420 millones. Sin embargo, la falta de actividad, ha significado no obtener ingresos.

"Podríamos ver cuatro equipos desaparecer si la situación no se maneja de la manera correcta. Así que creo que la Fórmula 1 se encuentra en una situación muy frágil en estos momentos" comentó el CEO de la escudería McLaren, Zak Brown.

Ante la crisis económica, Greg Maffei, director ejecutivo del grupo empresarial que solventa al serial, hizo público que se adelantaron pagos a las escuderías que se sostienen principalmente de los ingresos por competir.

“Ya hemos adelantado dinero de los pagos de ciertos equipos. Ciertamente no estamos viendo esto como una chequera abierta. Queremos asegurarnos de que los equipos son solventes porque son parte de lo que necesitamos para competir con éxito en 2020, 2021 y más allá", expresó.

A parte del apoyo del serial, escuderías como McLaren, Haas, Renault, Racing Point y Williams buscaron apoyo gubernamental por medio del conocido como Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE), que funciona como un apoyo económico a las empresas que se encuentran en una situación financiera compleja a causa de una situación excepcional.