El Atlético de Madrid y el Inter de Milán anunciaron este miércoles su retirada del proyecto de Superliga europea de fútbol, siguiendo los pasos de los seis clubes ingleses inicialmente integrantes, que fueron los primeros en renunciar.

"El Consejo de Administración del Atlético de Madrid, reunido este miércoles por la mañana, ha decidido comunicar formalmente a la Superliga y al resto de clubes fundadores su decisión de no formalizar finalmente su adhesión al proyecto", anunció en un comunicado el club rojiblanco.

Casi a la vez anunció también su retirada el Inter de Milán italiano, por lo que actualmente sólo siguen en el proyecto cuatro equipos de los 12 iniciales: el Real Madrid, el FC Barcelona, el AC Milan y la Juventus.

De inicio, el proyecto fue recibido con hostilidad por la UEFA y la FIFA, que lo calificaron de elitista y secesionista, y también por numerosos aficionados.

En ese sentido, el 'Atleti' destacó en su comunicado que "para el club es esencial la concordia entre todos los colectivos que integran la familia rojiblanca, especialmente nuestros aficionados".

"La plantilla del primer equipo y su entrenador han mostrado su satisfacción por la decisión del club, al entender que los méritos deportivos deben primar por encima de cualquier otro criterio", añadió el club madrileño, refiriéndose al proyecto inicial de montar una Superliga europea con 20 miembros, 15 de ellos fijos cada temporada.

Tras estas ocho defecciones, el proyecto parece sentenciado. El presidente de la Juventus, Andrea Agnelli, estimó este miércoles que el proyecto de Superliga no puede existir sin los seis clubes ingleses que renunciaron el martes (Manchester City, Arsenal, Liverpool, Tottenham, Chelsea y Manchester United), según una fuente de su entorno.

El proyecto fue igualmente criticado por los gobiernos italiano, británico y español.