El FC Barcelona anunció el lunes que “ha cerrado extrajudicialmente y de forma amistosa diferentes litigios laborales y civiles que tenía abiertos” con su ex jugador, Neymar, sin revelar el monto de la transacción.

“El club y el jugador han firmado un acuerdo transaccional para poner fin a procedimientos judiciales que estaban pendientes entre ambas partes: tres reclamaciones en la jurisdicción laboral y un procedimiento civil”, detalló el club de LaLiga.

El brasileño, que perteneció a la institución desde la temporada 2013-14 hasta la 2016-17, antes de su fichaje por el  París St-Germain por la cifra récord de 222 millones de euros, reclamaba al Barcelona la prima acordada en 2016 en la renovación de su contrato hasta 2021, que era de 64.4 millones de euros brutos.

El club blaugrana realizó un primer pago de 20.7 millones, pero cuando Neymar se marchó al PSG en agosto de 2017, los españoles no liquidaron el saldo restante. De esta manera, la estrella del futbol demandó al que fuera su club para cobrar 43.6 millones de euros.

En cambio, el equipo lo contrademandó por incumplimiento de contrato. En agosto de 2017, “el FC Barcelona presentó una demanda laboral en el Juzgado Social de Barcelona contra el futbolista brasileño, en la que le reclamó 8.5 millones de euros en concepto de daños y perjuicios y un 10% adicional en concepto de cargos de demora, lo que hacen un total de 9.3 millones de euros. Además, le reclamó que devolviera unos 34 millones ya cobrados de la prima de renovación”, según informó Palco 23.

En junio de 2020, la justicia española desestimó la demanda de Neymar y condenó al jugador a pagar 6.79 millones de euros por “incumplimiento de contrato”.

El jugador había iniciado otro proceso para reclamar tres millones de euros al FC Barcelona correspondientes a su último mes en el club antes de firmar con el PSG.

La Vanguardia aseguró que, “de acuerdo a fuentes consultadas”, ambas partes renunciaron a todas las compensaciones económicas, por lo que el club habría condonado a Neymar por un total de 16.5 millones de euros.

Casi cuatro años después del inicio de los litigios, ambas partes pusieron fin a la disputa legal.

deportes@eleconomista.mx