Para la firma regiomontana de tecnologías de la información Softtek, la incertidumbre económica originada por las políticas del presidente estadounidense Donald Trump no será una limitante en su crecimiento y consolidación en el mercado global, dice su director ejecutivo Carlos Funes.

En entrevista con El Economista, el directivo observa que los procesos de transformación digital de las empresas, la diversificación de los mercados y el continuo crecimiento del sector de servicios de TI serán los principales impulsores del crecimiento, a pesar de que el gobierno de Estados Unidos ha dado a conocer una política económica proteccionista, con mayores aranceles a los productos mexicanos y sus intenciones de renegociar el Tratado de Libre Comercio con América del Norte.

NOTICIA: El Efecto Trump alcanzó al sector TIC de México

Hemos tenido una devaluación del tipo de cambio cercana al 70%. Por más arancel que nos pongan, nuestros principales insumos son en pesos y hay espacio para suavizar ese impacto. Puede haber algunos frenos en la inversión, pero seguiremos siendo competitivos , dijo.

De acuerdo con cifras ofrecidas por el directivo, México es el segundo mercado para la compañía de servicios de TI, con una cuota del 30 por ciento. La firma de consultoría IDC prevé que en el 2017, el área de servicios de TI tendrá un crecimiento anual de 12.9% y llegar a los 5,320 millones de dólares, superior al repunte de 2.82% de toda la industria de tecnologías de la información y comunicaciones.

Lo que buscamos es incrementar nuestro market share. Esto quiere decir que si la industria va a crecer este año un 10%, nosotros tenemos que crecer al menos 20%. El duplicar el market share de los mercados donde tenemos presencia, sobre todo los grandes mercados y queremos seguir siendo una empresa saludable financieramente , explicó Funes.

A nivel global, Estados Unidos es el principal mercado con una participación del 40% en su negocio. Después sigue México y en tercer lugar se posiciona Brasil con una cuota de alrededor del 15% y el resto lo componen Sudamérica, Europa y Asia.

Sí es un hecho que existe una incertidumbre en lo que pueda pasar con los servicios de exportación, pero por otro lado, tratamos de invertir localmente para poder entregar servicio a algunos clientes , comentó.

NOTICIA: Industria digital busca espacio en renegociación del TLCAN

La compañía dirigirá su estrategia hacia la consolidación en los más de 30 países donde tiene presencia. Por ello, dice Funes, no se esperan aperturas de nuevos mercados. Su apuesta se dirigirá al empuje de la transformación digital de sus clientes.

Estamos creando un centro de transformación digital. Hoy uno de los grandes retos que tiene por ejemplo el sector financiero es que los aplicativos están en plataforma legada. Hemos creado ese centro de integración y transformación digital con operaciones en la ciudad de México , señaló.

¿Qué guía la digitalización?

Funes asegura que la analítica de datos y el big data, el uso del cómputo en la nube y el software embebido serán las principales iniciativas que desplegarán con las empresas. De acuerdo con un estudio de IDC, las inversiones de TIC de las industrias mexicanas estarán encaminadas a la reducción de los costos, el aumento de la productividad y la mejora de los procesos de negocio de las organizaciones.

Pero la compañía no pierde de vista que estas iniciativas también preparan el camino hacia una de las principales tendencias tecnológicas que han ganado fuerza en los últimos años: la inteligencia artificial y el cómputo cognitivo.

La inteligencia artificial la vamos a encontrar en múltiples soluciones. Es una realidad que todas las tareas de bajo valor, que implican una respuesta en la comunicación con usuarios o consultas en sistemas, puede ser robotizada con algoritmos, que son los principios de inteligencia artificial. Es un hecho que todo eso está sucediendo y está basado en estas tecnologías , consideró Funes.

NOTICIA: Canadá y México, a la disputa del talento de Silicon Valley

El directivo ve que existen mayores oportunidades en el sector público, así como en los sectores y empresas que tengan procesos transaccionales como bancos, aseguradoras o empresas que realicen venta en línea. Y reconoce que esto llevará a la sustitución de plazas laborales.

De acuerdo con proyecciones del McKinsey Global Institute, en el año 2055, la mitad de los trabajos actuales del mundo podrían ser automatizados y reemplazados por máquinas. Para México proyecta que el 52% o unos 25.5 millones de plazas laborales son susceptibles de ser reemplazadas por máquinas.

Definitivamente eso va a pasar y va a haber nuevos trabajos. La realidad es que múltiples trabajos han desaparecido y vemos como cualquier tarea repetitiva de poco valor es impactada con un componente tecnológico, pero habrá nuevos empleos y debemos trabajar en cómo desarrollar estas nuevas competencias , opinó Funes.

[email protected]

erp