En 2020, el comercio electrónico alcanzó un hito: por primera vez en la historia, las ventas del comercio minorista (retail) a través de canales digitales en China superaron a las que se realizaron en tiendas físicas, con 52.1% del total, según datos de la consultoría de mercado eMarketer, que espera que esta tendencia se mantenga en 2021, pues el comercio electrónico en el gigante asiático alcanzará 55.6% de las ventas totales del sector minorista. 

Esta tendencia de crecimiento acelerado también se verá en la región de América Latina y en particular en México que, de acuerdo con Marcos Pueyrredon, director y fundador del Ecommerce Institute, es una de las “turbinas” de las ventas digitales en el continente latinoamericano, junto con Brasil, Argentina, Chile y Colombia.       

Fundado en 2005, el Ecommerce Institute (Instituto Latinoamericano de Comercio Electrónico) es una institución que agrupa 22 capítulos locales con igual número de organizaciones gremiales o empresariales, que son las cámaras o asociaciones de comercio electrónico de los países latinoamericanos, como la Asociación Mexicana de Venta Online (AMVO) o la Cámara Colombiana de Comercio Electrónico (CCCE) y cuyo objetivo ha sido desarrollar el ecosistema de comercio digital en la región. 

Para Marcos Pueyrredón, quienes impulsaron las ventas digitales en México fueron aquellos emprendedores o marcas que se encontraban, antes del inicio de la pandemia de Covid-19, en la parte del ciclo de maduración que corresponde a la adopción temprana de tecnologías y cuya facturación a través de los canales digitales ya era de al menos 5% del total de sus ventas.   

"Esto llevó a que las ventas a través de los canales digitales llegaran a 20% del total y para el 2021 se espera que lleguen a 30 por ciento. Se lograron superar las proyecciones que habíamos hecho hacia el 2023 o el 2024”, dijo Pueyrredón en entrevista.

Según el Inegi, la oficina de estadística oficial de México, las ventas en línea en el país aumentaron 52% durante el 2020.  

El fundador del Ecommerce Institute aseguró que también hay otro grupo, sobre todo de pequeñas empresas, que no habían desarrollado su proceso de digitalización, por lo que se vieron forzadas a implementarlo debido al volumen de la demanda que comenzaron a registrar a partir del inicio de la pandemia de Covid-19.  

“Como en su momento no tenían volumen debido a que los canales digitales no rebasaban el 3% de la facturación, los agarró mal parados y tuvieron que desaprender para volver a aprender”, dijo. Pese a estos inconvenientes, para Pueyrredón, la tecnología y el ecosistema de comercio electrónico en México, tanto aquello que tiene que ver con la infraestructura como con la logística, “han soportado este tsunami”, pues lograron manejar con éxito  el crecimiento de la demanda. 

Comercio conversacional

La madurez de algunas marcas no fue el único motor del crecimiento del comercio electrónico en México. La innovación y la búsqueda de nuevas formas de acercarse a los consumidores por la vía digital también forma parte de esta tendencia en el comercio digital mexicano y de América Latina. Tal es el caso del comercio conversacional, aquel que permite realizar transacciones comerciales a través de aplicaciones de mensajería instantánea como Facebook Messenger o Whatsapp.

De acuerdo con el informe "Comercio conversacional en América Latina", elaborado por la plataforma Yalo en colaboración con el Boston Consulting Group (BCG), pese a que en México, las redes sociales y las aplicaciones de mensajería son los medios de acercamiento con un comercio preferidas por los consumidores, el comercio conversacional representa apenas 4% del total del comercio electrónico; no obstante, Yalo espera que este porcentaje crezca hasta 20% en 2021.

Según los resultados del análisis, el comercio conversacional resuelve muchas de las barreras que tiene el comercio electrónico, pues sólo se requiere de un teléfono inteligente de cualquier gama y de un plan de datos que, en muchos casos, incluye de forma gratuita el uso de redes sociales. El potencial de crecimiento del comercio conversacional en México es similar al que tienen países como Estados Unidos, Brasil y la India, que se encuentran también en las primeras etapas de adopción de esta tecnología. 

Quizá sea en este sentido que Marcos Pueyrredón aseguró que los canales digitales han sido la ventana que ha permitido a muchas pequeñas y medianas empresas mantener la continuidad de su negocio a pesar de la crisis”. 

rodrigo.riquelme@eleconomista.mx