En caso de que se realice una reforma al sistema de pensiones es necesario que se considere crear beneficios fiscales en el ahorro voluntario para mejorar las pensiones que recibirán los trabajadores al concluir su vida laboral, indicó Pablo Sprenger, CEO de Sura en México.

“El ahorro voluntario debe impulsarse; por ejemplo, en Chile una persona puede tener hasta un beneficio de 40% de su ahorro. Si el trabajador ahorra 10 pesos, le cuesta 6 pesos; es decir, con 6 pesos ahorra 10, ese beneficio existe en México, pero muy topado porque al trabajador le cuesta casi el doble poder ahorrar”, dijo en conferencia de prensa.

Expuso que por este tipo de beneficios en el país andino el ahorro voluntario representa más de 60% del ahorro que registran las administradoras de fondos de pensiones, mientras que en México este ahorro no representa ni 5% del total que administran las afores.

“Se deben incentivar políticas para que la gente ahorre. Existen estrategias como ofrecer a cada trabajador un plan de ahorro voluntario desde que entra a una empresa y tiene el derecho a decidir si lo quiere o no, en México no existe esto”, detalló.

Mencionó que la reforma en pensiones debe ser un tema prioritario para el siguiente gobierno, pues en el 2021 cuando se cumplan 24 años del sistema de afores, deberá enfrentar a las personas que no reciban una pensión por falta de semanas de cotización o bien las que sí reciban será menor a 30% de su último salario.

“Las pensiones van a ser de 25% del último salario del trabajador porque sus aportaciones son de 6.5% (...) este problema no se debe atribuir por completo a las afores; la baja aportación que realizan los trabajadores para el ahorro del retiro no depende de ellas”, acotó.

Expuso que Sura está trabajando en mejorar los rendimientos que ofrecen a los trabajadores para que tengan al menos una pensión entre 30 y 35% de su último salario, pero aun así serán pensiones bajas.

Abundó que mientras no se incrementen las aportaciones la firma, que cuenta con más de 7.2 millones de clientes, les asesorará en temas de ahorro voluntario y en educación financiera.

Refirió que la reforma que se realice en el país no debe considerar regresar al esquema de reparto porque es insostenible ante el crecimiento de una población mayor a  65 años y a la reducción de la tasa de natalidad.

CON TRUMP Y SIN TLCAN, MÉXICO SEGUIRÁ existiendo

En un panorama más general sobre la economía mexicana, Sprenger comentó que si bien el 2018 será uno de los años con mayor volatilidad ante las elecciones presidenciales y las renegociaciones del Tratado Libre de Comercio de América del Norte (TLCAN), México seguirá siendo atractivo para las inversiones.

“En el 2017 nos dimos cuenta de que con Trump no se acaba el mundo, los rendimientos en las afores fueron buenos. Además, México es más que el TLCAN y el petróleo. La economía mexicana es resiliente”, puntualizó.

Aseguró que si bien habrá volatilidad e incertidumbre en este primer semestre del año, el resultado de las elecciones no cambiará el destino del país.

“México va a seguir existiendo después de las elecciones independientemente del candidato porque va a seguir generando empleos. Van a seguir las inversiones”, opinó.

Estimó que la volatilidad se concentrará principalmente en la cotización del peso frente al dólar; sin embargo, no prevén más sorpresas inflacionarias y consideran que la tasa de interés podría pasar de 7.25 a 7.5 por ciento. Destacó que pese a los escenarios considerados, los rendimientos de las afores podrán ubicarse ente 7 y 11%, “no estamos esperando un año horrible, en general el panorama es de optimismo y cautela, las cosas se van a dar bien en México”.

[email protected]