Como un compromiso con desarrolladores, el gobierno habría dispersado los recursos necesarios para sacar la vivienda que se encontraba en tubería desde el 2016, es decir, aquella que no se había podido colocar por la falta de recursos en el esquema de subsidios.

De acuerdo con la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), que dirige Rosario Robles, de diciembre pasado al cierre de este mes se ejercerán cerca de 1,167 millones de pesos en subsidios para adquisición de vivienda.

En diciembre pasado, la misma Sedatu se comprometió ante desarrolladores a que se destinarían alrededor de 1,100 millones de pesos para sacar esta vivienda en tubería de éstos, 300 millones de pesos se obtuvieron de algunas reasignaciones que realizó la Comisión Nacional de Vivienda (Conavi) al presupuesto del 2016 del esquema de subsidios de nombre Acceso al Financiamiento para Soluciones Habitacionales.

El resto, es decir, cerca de 800 millones de pesos, forma parte del presupuesto de dicho esquema para este 2017; el monto total programado para este año es de 6,500 millones de pesos, es decir, una reducción real de 34% respecto al programado para el 2016.

Estos 1,167 millones de pesos, que se dispersarán de diciembre pasado al final de este mes, se destinarán bajo las reglas de operación del esquema del 2016, pues las viviendas que se encontraban en tubería se edificaron con la intención de ser colocadas con dicho marco normativo.

De acuerdo con la Sedatu, de diciembre pasado hasta el pasado miércoles, ya se habrían ejercido 837 millones de pesos de los 1,100 millones de pesos estimados para sacar esta vivienda en tubería.

Jorge Wolpert, titular de la Conavi, detalló a desarrolladores que adicionales a los 837 millones de pesos establecidos, se tienen en proceso de revisión y posterior liberación por medio del crédito de Infonavit, un total de 329 millones de pesos

Según la Sedatu, Wolpert afirmó que desde el primer día del año, se han otorgado recursos frescos con el mandato presidencial de favorecer a los trabajadores de bajos ingresos, y atender en especial a jóvenes, mujeres y personas con alguna discapacidad.

Asimismo manifestó que tan sólo en diciembre pasado, se lograron atender a 11,000 solicitudes de subsidios equivalente a una inversión de 654 millones de pesos, de los cuales 50% fue destinado a la adquisición de vivienda nueva por medio del Infonavit, el 50% restante se distribuyó por medio de 28 entidades ejecutoras.

El funcionario indicó que posiblemente la meta fijada, de ejercer 810 millones de pesos en los primeros meses de este año, podría superarse.