Todo parece indicar que, de manera consensuada, Luis Robles Miaja permanecerá al frente de la Asociación de Bancos de México (ABM) durante el próximo año.

Hoy, el también presidente de BBVA Bancomer, está a la cabeza de los banqueros de forma interina, tras la salida abrupta de Javier Arrigunaga en octubre del 2014, cuyo periodo terminaba en marzo del 2015, por el escándalo de Oceanografía.

De acuerdo con diversas fuentes, todo está listo para que los banqueros propongan, en su próxima reunión del Comité de Asociados del 28 de enero, que Luis Robles se quede como presidente durante todo el año. Esto se oficializaría en la convención de banqueros que se celebrará en Acapulco, Guerrero, el 19 y 20 de marzo.

Robles Miaja ya ha sido en dos ocasiones presidente ejecutivo de la ABM. Una cuando estuvo Ignacio Deschamps a la cabeza, entre 2009 y 2011, y la otra entre 2011 y 2013, con Jaime Ruiz Sacristán.

Por otro lado, todo apunta a que Luis Peña, presidente y director general de HSBC México, se reincorpore a la ABM en una vicepresidencia, tras su ausencia del grupo durante algunos años.

De ser así, el cambio de presidencia de la asociación de banqueros sería de unidad y tersa, situación contraria a la registrada en años anteriores, cuando hubo divergencias.

La permanencia de Luis Robles al frente de la ABM permitiría continuar el cabildeo con las autoridades, y concretar el aterrizaje de la reforma financiera.