El secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, aseveró que sería muy costoso para nuestro país no investigar al exsecretario de la Defensa, Salvador Cienfuegos.

“El general va a ser sujeto a una investigación en México, para eso se pidió a Estados Unidos toda su evidencia. Para México no existe escenario de impunidad. Sería muy costoso para México haber optado por tener esa conversación con EU. Lograr que se desestime por primera vez en la historia los cargos contra un exsecretario de la Defensa, que se ha retornado a México y luego no hacer nada, sería casi suicida”, argumentó el canciller durante la conferencia de prensa matutina junto al presidente Andrés Manuel López Obrador.

Ebrard aseguró que en México “no existe el escenario de impunidad” y que para eso se pidió la evidencia reunida por la justicia estadounidense.

López Obrador, en tanto, aseveró que ambas naciones tienen que respetar los acuerdos que se tienen, algo que, dijo, se vio en este caso y fue bien recibido en el país vecino.

Sobre el tema, el canciller insistió que México lo que defiende no es a una persona, “sino un principio. Sólo se pidió respeto a ese acuerdo. ¿Se informó a México? No. ¿Se violó el acuerdo? Sí. En consecuencia, si se violó el acuerdo ¿Qué va a ocurrir? ¿Nada? Se puso simple: o se repara esa violación al acuerdo o entonces nosotros pondremos a revisar sobre la mesa toda la cooperación”. manifestó.

politica@eleconomista.mx