Los Cabos, BCS. Gobernadores del PAN pidieron fortalecer el sistema anticorrupción e incluso plantearon que los panistas pongan el ejemplo y su declaración patrimonial sea abierta.

En la reunión plenaria de los senadores panistas, el líder nacional del PAN, Gustavo Madero, pidió a los legisladores panistas defender con piedra y lodo la iniciativa del sistema nacional anticorrupción que calificó de gran calado.

La agenda está clara y la responsabilidad de nuestro partido ante los ciudadanos es atender sus demandas, y el combate frontal a la impunidad, a la corrupción y a los privilegios es parte de esta gran demanda ciudadana , sostuvo.

Advirtió que su partido quiere redoblar su compromiso con la sociedad para hacer todo lo que esté a su alcance para lograr que esto cambie, y el primer paso es aprobar el sistema nacional anticorrupción en sus términos.

Mientras tanto, el líder de los diputados del PAN, Ricardo Anaya Cortés, manifestó que la aprobación de la reforma constitucional para regular la deuda pública en las entidades federativas debe ser una de las grandes prioridades para ambas cámaras del Congreso.

Confió que en las primera sesiones en San Lázaro se apruebe esa iniciativa para ponerla a consideración del Senado de la República para su aprobación.

Según él esto es urgente, (pues) algunos gobernadores están preparado el reendeudamiento de sus entidades federativas con el pretexto fundamental de la caída en los precios del petróleo .

En tanto, el gobernador de Puebla, Rafael Moreno Valle, propuso impulsar una iniciativa que obligue a los aspirantes a un puesto de elección popular a presentar su declaración patrimonial.

A su vez, el gobernador de Guanajuato, Miguel Márquez, convocó a su partido a no bajar la guardia en el tema de transparencia y rendición de cuentas, porque hoy en día la ciudadanía requiere credibilidad, legitimidad y congruencia entre el decir y el hacer.

Advirtió que el que nada debe nada teme, y por ello deben abrir su declaración patrimonial.

El gobernador de Sonora, Guillermo Padrés, pidió aprobar el mando único policial estatal; no obstante, Miguel Márquez, consideró que no es necesario, ya que ya está instaurado de facto.