En los últimos cinco años del actual sexenio, el Instituto Federal Electoral (IFE) recibió la notificación de 2 millones 88,685 personas fallecidas y procedió a su baja del padrón de electores. El 2011 fue el año en el cual se registró el mayor número de muertos.

De acuerdo con las cifras relevantes sobre el padrón electoral y la lista nominal, en el 2006 el INEGI reportó al IFE la baja de 334,026 personas, pero para el 2011 la cifra llegó a 470,906 personas.

Al hacer un desglose año por año, en el 2000 -al final del sexenio de Ernesto Zedillo- el IFE dio de baja a 232,943 personas. En el 2001, el primer año de gobierno de Vicente Fox Quesada, la cifra aumentó a 246,149 personas.

Un año más tarde se reportaron bajas al padrón de 266,167 personas. En el 2003, a la mitad del sexenio de Fox Quesada, se reportó la baja de otras 207,188 personas.

En el 2004, la cantidad de muertos dados de baja del padrón que utiliza el IFE para el día de las elecciones federales fue de 320,866 personas. En el 2005 fueron 315,845 personas.

Un año después, al final del sexenio de Vicente Fox y el inicio del gobierno presidencial de Felipe Calderón, el IFE fue notificado por el INEGI de 334,026 personas fallecidas, con lo que la autoridad electoral procedió a la baja.

En el 2007 se reportaron 354,105 defunciones; en el 2008 fueron 374,988 personas dadas de baja y en el 2009 la cantidad aumentó llegó a 462,925 personas.

De ese año, justamente en la mitad del gobierno de Calderón, al 2010, la cantidad bajó relativamente a los 425,761 personas, mientras que en el año pasado la cantidad aumentó considerablemente a 470,906 personas, lo que significó el año más fuerte y elevado en cuanto al número de defunciones reportadas a la autoridad electoral con el propósito de que fueran dadas de baja y sus datos se utilizarán incorrectamente en los procesos electorales.

Desde el 2000 hasta el 2006 el número de muertos fue de 1 millón 923,183. Ese periodo corresponde al sexenio de Vicente Fox.

Desde el 2007 hasta el 2011, periodo de gobierno de Felipe Calderón, suman 2 millones 88,685 las bajas reportadas al IFE. En ese sentido, la diferencia entre el sexenio de Fox y de Calderón es de 165,502 muertos.

[email protected]