El Gobierno de México expresa preocupación por los los efectos que están teniendo los cambios en las prioridades de detención y deportación en personas sin antecedentes penales, que no representan un riesgo para la seguridad de las comunidades a las que han contribuido por años.

En una tarjeta informativa, la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) detalló sobre el caso de la señora Maribel Trujillo, mexicana y madre de cuatro menores estadounidenses, quien fue detenida en su hogar en Fairfield, Ohio, con objeto de proceder con su remoción.

La Cancillería mexicano señaló que no existe información que acredite que Maribel Trujillo represente un riesgo para la seguridad de Estados Unidos o que haya cometido delitos en ese país. La connacional es el sostén de su familia. Ha trabajado y contribuido a su comunidad en Estados Unidos desde 2002 .

La oficina diplomacia pormenorizó que personal de la Cancillería y del Instituto Nacional de Migración recibieron a la connacional en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México este 19 de abril para verificar su estado de salud.

La SRE continuará atendiendo su caso y las solicitudes de apoyo de sus familiares en Estados Unidos.

A través de la Secretaría, el Gobierno mexicano consideró que las acciones de control migratorio deben tomar en cuenta el interés superior de los menores y evitar la división de las familias.

[email protected]