Consideran unos 3,315 millones de peosos en anticorrupción

Instituciones relevantes para combatir y prevenir la corrupción en el país, como la Secretaría de la Función Pública (SFP) y la Auditoría Superior de la Federación (ASF), se prevé que tengan una disminución en su presupuesto para el 2021.

De acuerdo con el Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación (PPEF) 2021, entregado ayer 8 de septiembre, a la Cámara de Diputados, la SFP pasaría de un presupuesto de 1,511 millones de pesos en el 2020 a 1,389 millones, lo que significaría una reducción, en términos reales, de 8.1% de los recursos que utilizaría la dependencia el siguiente año.

En tanto que la ASF tendría un presupuesto, según lo estipulado en el PPEF, para el siguiente año de 2,453.8 millones de pesos, una disminución también en términos reales de 0.3% respecto de los 2,460 millones de pesos con los cuales operará durante todo este 2020.

En el proyecto de presupuesto para el siguiente año se incluyó un anexo en el que se estipulan los recursos anticorrupción que se prevén erogar y que incluye a diferentes instancias. En total, en dicho anexo se contemplan recursos por 3,315 millones 741,103 pesos que se utilizarían bajo cuatro ejes: combatir la corrupción y la impunidad; combatir la arbitrariedad y el abuso de poder; promover la mejora de la gestión pública e involucrar a la sociedad y al sector privado.

De acuerdo con el PPEF, la Política Nacional Anticorrupción (PNA), aprobada a inicios de este 2020, aún no se encuentra en fase de implementación debido a que no hay una metodología aprobada de seguimiento y evaluación de la misma.

Aunado a ello, se indicó “que para 2021, por parte de la SHCP (Secretaría de Hacienda) participarán proactivamente la Unidad de Inteligencia Financiera, la Procuraduría Fiscal de la Federación, la Comisión Nacional Bancaria y de Valores y el SAT (Servicio de Administración Tributaria). Lo anterior, de conformidad con las atribuciones que tienen dichas instituciones en el control y combate a la corrupción, y la contribución directa que muestran a las prioridades de la PNA”. (Con información de Redacción)

En instituciones de seguridad, estiman alza de hasta 15.7%

El Poder Judicial de la Federación (PJF) prevé una mayor carga de trabajo para los jueces federales en 2021, derivado de las nuevas herramientas en seguridad propuestas por el presidente Andrés Manuel López Obrador, como la Guardia Nacional y la ampliación del catálogo de delitos graves, por lo que solicitó tres partidas especiales que suman 657.7 millones de pesos para el Consejo de la Judicatura Federal (CJF).

En el Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación para el 2021, el Poder Judicial de la Federación argumentó que la presencia de las Fuerzas Armadas en tareas de seguridad pública, lo que incluye a la Guardia Nacional, ha aumentado la judicialización de casos derivado de operativos y detenciones, por lo que el CJF requerirá una partida presupuestal especial el próximo año por 117.1 millones de pesos.

Asimismo, indicó que derivado de la aprobación de la reforma al artículo 19 constitucional, que amplió el catálogo de delitos que ameritan prisión preventiva, “se prevé la instalación de 19 nuevos Centros de Justicia Penal, lo cual requiere de 339 millones de pesos”.Añadió que con motivo de la aprobación en el Congreso de la Ley de Amnistía, así como del aumento de solicitudes de beneficios preliberacionales en el contexto de la pandemia, cuyos efectos se proyectarán aún hacia el próximo año, “en el Programa de Consolidación del Sistema de Justicia Penal se incluyen previsiones para la creación de 43 plazas de Juez de Distrito, de entre las cuales se asignarán algunas a esta materia”, mencionó.

Por otra parte, se previó un aumento presupuestal de 15.7%, en términos reales, para la Secretaría de la Defensa Nacional, a fin de que los militares puedan continuar el desarrollo de proyectos encomendados por el Ejecutivo federal y para crear 14,400 nuevas plazas de soldados que pasaron a la Guardia Nacional.

Con ello su presupuesto pasaría de 97,254.6 millones de pesos en el 2020 a 112,557.2 millones en el 2021.

A su vez, para la Fiscalía General de la República (FGR) se incluye un alza de sus recursos de 0.4% al pasar de 17,275.2 millones a 17,346.1 millones.

La FGR explicó que en caso de aprobarse los recursos solicitados, podrá mejorar sus capacidades de investigación y con ello “los resultados institucionales en términos de la reducción de la impunidad; asimismo, consolidar a la FGR como una institución fuerte, cuya actuación esté apegada a la realidad y las necesidades de justicia en el país y ante la ciudadanía”. (Con información de Jorge Monroy)

Para erradicar desabasto a causa del virus: 90,572 mdp

Para la Secretaría de Salud federal (SSA) se estimó un gasto para el 2021 por 145,414.6 millones de pesos, cifra superior en 9.1%, en términos reales con respecto al presupuesto asignado para el ejercicio fiscal del año en curso, que asciende a 133,246.2 millones.

No obstante, el año próximo el gasto total en el sector salud ascendería a 667,236 millones 400,000 pesos.

En la exposición de motivos del Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación (PPEF) para el ejercicio fiscal del 2021, entregado a la Cámara de Diputados para su aprobación, se precisó:

“Para abatir el desabasto de insumos, el gobierno de México firmó un acuerdo para la adquisición de medicamentos, equipos médicos y vacunas con la OPS y la ONU. Este acuerdo permitirá la adquisición de medicamentos con estándares internacionales y esenciales como retrovirales y oncológicos, combatiendo el desabasto de insumos y la emergencia sanitaria ocasionada por la pandemia de Covid-19. Para este gran esfuerzo en el PPEF 2021 se destinarán 90,572.4 millones de pesos, que serán ejercidos por la SSA, el IMSS y el ISSSTE”.

De acuerdo con el documento, el Paquete Económico del año siguiente da prioridad a tres objetivos de política pública, entre los que destaca ampliar y fortalecer las capacidades del Sistema de Salud, particularmente los servicios orientados a la atención de los grupos en situación de vulnerabilidad.

A través del “Ramo 33: Aportaciones Federales para Entidades Federativas y Municipios”, se proyecta destinar al Fondo de Aportaciones para los Servicios de Salud (FASS) 109,501 millones 268,964 pesos.

Para enfrentar la emergencia sanitaria, refiere el proyecto, se requiere contar con la infraestructura y equipamiento adecuados.

“Durante 2020, se realizaron inversiones relacionadas directamente con la atención inmediata a la pandemia del Covid-19, por lo que para 2021 la prioridad será continuar reforzando las unidades médicas con el equipamiento necesario para su funcionamiento, además de estar preparados para la atención de aquellos padecimientos que tienen mayor incidencia en la población mexicana”, se indicó. (Con información de Rolando Ramos)

A educación, $338,046 millones

Para el ejercicio 2021, a la SEP se le contempla otorgar 338,046.9 millones de pesos, mientras que el presupuesto aprobado para 2020 fue de 337,476.8 millones de pesos, que representa una variación de 0.2% en términos reales.

Entre los programas que se contemplarán como prioritarios para la educación el siguiente año se encuentran Jóvenes Escribiendo el Futuro; las Universidades para el Bienestar Benito Juárez García; los Programas de Becas de Educación Básica y Media Superior para el Bienestar Benito Juárez; y la Educación para Adultos (INEA).

Para la atención de niñas, niños y adolescentes se contemplan 160,523 millones de pesos para educación, de los cuales 31,936 millones se destinarán al Programa de Becas de Educación Básica. (Con información de Marisol Velázquez)

politica@eleconomista.mx