El Consejo General del Instituto Federal Electoral (IFE) aprobó un monto por más de 3,925 millones de pesos para el financiamiento de las actividades ordinarias permanentes y específicas de los partidos políticos en 2014.

Conforme al proyecto aprobado durante la sesión extraordinaria del IFE, el Partido Revolucionario Institucional (PRI) recibirá más de 1,092 millones de pesos, de los cuales más de 1,060 millones son para funciones ordinarias y 31 millones 806,000 para trabajos específicos.

Al Partido Acción Nacional (PAN) le tocarán 917 millones 195,000 pesos, 890 millones 480,000 pesos para actividades ordinarias y 26 millones 714,000 para específicas.

El Partido de la Revolución Democrática (PRD) contará con 699 millones 207,000 pesos; 678 millones 842 mil serán para sus actividades ordinarias y más de 20 millones 365 mil para actividades específicas.

El Partido Verde Ecologista de México ( PVEM) tendrá un presupuesto global de 345 millones 234,000 pesos; del cual 335 millones 179 mil son para actividades específicas y 10 millones 55 mil para ordinarias.

El Consejo General aprobó que el Partido del Trabajo (PT) reciba 301 millones 146 mil pesos. De ellos, 292 millones 375 mil son para sus actividades ordinarias y ocho millones 146 mil para sus actividades específicas.

A Nueva Alianza se le asignarán 286 millones 300,000 pesos, de los cuales 277.9 millones corresponden a su financiamiento ordinario y ocho millones 338 mil para actividades específicas.

Movimiento Ciudadano tendrá un presupuesto superior a 284 millones de pesos; 275.7 millones por financiamiento ordinario y 8.2 millones para actividades específicas.

Del presupuesto total, tres mil 810 millones 786 mil 094.28 pesos, serán para el financiamiento de las actividades ordinarias permanentes de los partidos y 114 millones 323 mil 582.83 para actividades específicas de los siete partidos políticos.

Éstas últimas, relativas a gastos para educación y capacitación política; investigación socioeconómica y política, así como para tareas editoriales.

Al respecto, el consejero presidente provisional del IFE, Lorenzo Córdova Vianello, recordó que el 31 de julio es la fecha límite para otorgar registros y modificar el acuerdo aprobado esta tarde para hacer copartícipes de financiamiento público a los nuevos partidos políticos, en caso de que obtengan su registro.

"Si se llegan a confirmar o a otorgar registros a nuevos partidos, esto no va a suponer una modificación a los montos totales que, para financiar a la política, ha otorgado el Consejo General", comentó.

De ser así, las nuevas organizaciones participarán del reparto de 30% del financiamiento público ordinario "que se reparte de manera igualitaria entre las fuerzas políticas", detalló.

Córdova Vianello resaltó que al no haber participado todavía en ningún proceso electoral, "no se cuenta con un antecedente de la votación recibida y, por lo tanto, no puede participar del 70% que se distribuye de manera proporcionada al peso electoral de los partidos".

En este marco, precisó que el IFE recibirá a finales de este mes las solicitudes de registro de las organizaciones para constituirse en partido, como Movimiento Regeneración Nacional (Morena) y Encuentro Social, quienes hasta el momento han cumplido con el número de asambleas.

Durante la sesión, el presidente provisional mencionó que la aparente generosidad del financiamiento público a los partidos ha brindado a la competencia electoral la intromisión de recursos de procedencia ilícita y con ello ha apaleado el que intereses ajenos a las contiendas electorales influyan en las elecciones.

Por ello, "considero que el dinero invertido en la democracia y, particularmente, en la competencia democrática, es dinero bien invertido".

Refirió que la regulación de las prerrogativas para los partidos políticos en casi tres décadas ha contribuido decisivamente a una mayor equidad y competitividad en las contiendas electorales del país.

apr