El presidente de la Federación de Sindicatos de Trabajadores al Servicio del Estado, Joel Ayala, advirtió que rechazará la aplicación de un programa de retiro voluntario que dejaría sin trabajo a 10,000 personas.

Indicó que esa central no admitirá imprudencia alguna de funcionarios menores del gobierno federal que contradicen el esquema laboral del presidente Felipe Calderón de ir avanzando gradualmente en la obtención de más empleos.

El dirigente de los servidores públicos se refirió así al anuncio expresado el lunes por funcionarios menores de la SHCP respecto a que se aplicará dicho programa.

Consideró que ésta es una oportunidad para pedirle al Ejecutivo federal que ponga orden en la Subsecretaría de Egresos de Hacienda, a fin de que no se genere un ambiente de hostilidad en las relaciones de respeto, congruencia y de entendimiento laboral con la FSTSE.

Ayala Almeida aseveró que no cabe duda de que cuando exigimos que los funcionarios tengan un perfil de conocimiento pleno de la administración pública, es con el propósito de evitar que las decisiones de éstos se hagan a la ligera y que contravengan la política laboral establecida por el presidente Calderón .

El dirigente de la Federación de Sindicatos adelantó que ante tal circunstancia habrá acciones contundentes de los representantes sindicales de los empleados públicos, para hacer valer la estabilidad laboral y seguridad en el empleo.

/doch