El expresidente Felipe Calderón, su esposa Margarita Zavala, y la exlideresa magisterial Elba Esther Gordillo se perfilan como los perdedores rumbo a los comicios concurrentes del 6 de junio del 2021.

Ni México Libre (ML) ni Redes Sociales Progresistas (RSP), agrupaciones encabezadas de manera formal por Zavala y Fernando González, exsubsecretario de la Secretaría de Educación Pública (SEP) y yerno de Gordillo, podrían participar en las urnas el próximo año cuando se renovarán más de 21,000 cargos de elección popular en el país, entre otras 500 diputaciones federales y 15 gubernaturas.

A las dos asociaciones civiles negó el Instituto Nacional Electoral (INE) los correspondientes registros como partidos políticos nacionales porque presuntamente violaron la ley en su intento por lograrlo.

En la organización de RSP participó el exdiputado federal René Fujiwara, nieto de la expresidenta del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación.

Cabe recordar que hace 15 años, Gordillo fundó el Partido Nueva Alianza que, en los comicios presidenciales del 2018, cuando ganó Andrés Manuel López Obrador, perdió el registro al no obtener al menos 3% de los votos en alguna de las tres elecciones federales realizadas (de presidente de la República, diputados y senadores).

Por su parte, Calderón hizo ayer 6 de septiembre, vía Twitter, una defensa de las transferencias monetarias y donativos que recibió la agrupación que encabeza su esposa y que la autoridad electoral le negó el registro.

En tanto, el presidente Andrés Manuel López Obrador celebró el pasado sábado la decisión del INE de negar el registro como partido político a ML.

A través de sus redes sociales, el mandatario mexicano consideró que la resolución del INE “es un triunfo de México”, porque “las cosas ya cambiaron y ya son otros tiempos.

“Yo atribuyo esto a las nuevas circunstancias, a la fuerza de la opinión pública. Creo que este es un triunfo de México... No saben cuánto celebro esto, porque nosotros nos vamos a ir e incluso pueden cambiar los que van a las instituciones, pero ya tenemos una población muy consciente, muy avispada”, dijo el mandatario en su mensaje sabatino.

López Obrador cuestionó que “si Felipe (Calderón) se robó la Presidencia de la República, ¿cómo no va a poder obtener el registro como partido si está acostumbrado a triunfar sin escrúpulos?”.

Ante ello, le recomendó recurrir “a los que lo ayudaron en aquel entonces (para llegar a la Presidencia en 2006); que convoque a sus amigos de las cámaras empresariales”, dijo el Ejecutivo.

[email protected]