La vocación de un partido es ganar elecciones, eso en el PRD lo vamos a hacer, pero nosotros vamos por algo más importante: tenemos que recuperar nuestro papel como el partido que le puede cambiar el rumbo a este país, afirmó enfática Alejandra Barrales.

En entrevista la presidenta sustituta del Comité Ejecutivo Nacional de esa fuerza política dijo que los perredistas deben reconocer la situación que vive el país y el papel que juega ese partido.

Ya en alguna ocasión tuvimos el apoyo de la mayoría de los mexicanos para llegar a la Presidencia de la República; queremos ser no sólo un partido político que gane elecciones, sino que pueda cambiar el rumbo de este país. Y no tengo duda de que los perredistas podemos hacerlo , expuso.

NOTICIA: Alejandra Barrales, nueva presidenta del PRD

Para lograr que el PRD sea un partido que le pueda cambiar el rumbo al país, como usted dice, ¿qué tan importante es garantizar su gobernabilidad interna?, se le cuestionó.

Reviró: es básico. Por eso es nuestra prioridad, más que electoral, es trabajo interno, es fortalecernos como un partido y trabajar en unidad. Hoy lo estamos llevando a cabo.

La política perredista que inició su carrera como líder de la Asociación Sindical de Sobrecargos de Aviación (ASSA) fue entrevistada luego de un encuentro con presidentes municipales electos de Oaxaca que asistieron la semana pasada al Palacio Legislativo de San Lázaro a tomar un curso de prácticas legislativas.

A un lado de las vallas metálicas que protegen el frontispicio del inmueble, la mujer que viste de negro y adorna su cuello delgado con un pendiente redondo reflexionó sobre las condiciones en las que se encuentra el partido para cumplir las metas que ella, en su calidad de líder nacional, se ha planteado.

Hay un mensaje contundente, lo enviamos el lunes todos los liderazgos de las corrientes; dimos ese paso para ir a la construcción de este consejo consultivo, que es institucionalizar la convivencia de las corrientes .

La también ex secretaria de Educación del Gobierno de la Ciudad de México, la misma que usa un anillo grueso en el dedo medio de la mano izquierda que hace juego con el pendiente del cuello, responde a una pregunta apresurada acerca de en qué ya no debe equivocarse el PRD para seguir siendo una opción de izquierda fuerte:

Lo que está pasando en este país nos obliga a que nadie con responsabilidades públicas, en espacios de decisión, se dé el lujo de equivocarse . Y enfatizó: México ya no aguanta .

NOTICIA: Barrales y Osorio se reunirán para tratar seguridad en municipios

Necesario recuperar causas sociales

La también senadora con licencia (solicitó permiso al Senado de la República para aceptar la invitación del Jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera para encabezar la Secretaría de Educación) menciona estar segura de que el partido, fundado por Cuauhtémoc Cárdenas y otros personajes surgidos del PRI y de fuerzas de izquierda, puede recuperar el papel de mayor protagonismo en el escenario político nacional.

Estoy segura de que hoy lo podemos recuperar; estoy segura porque conozco a nuestro partido, reconozco la capacidad de sus liderazgos, de su militancia; pero lo digo sobre todo porque mientras haya injusticia, mientras siga habiendo violencia, mientras siga habiendo desigualdad, va a haber PRD para rato .

Y se siguió de filo mencionando de inmediato que (A) aquellos que apuestan a que ya no se va a requerir del PRD porque hay otras fuerzas (en franca referencia al Movimiento de Regeneración Nacional que encabeza Andrés Manuel López Obrador), porque hay conflicto interno (…), (les dejamos claro que) eso no va a suceder porque nosotros vamos a retomar nuestro trabajo al lado de la gente; vamos a recuperar esas causas que le dieron a nuestro partido .

Sin embargo, admite que hablar de unidad en el partido del Sol Azteca no es igual de sencillo que en otros partidos, pero enfatizó que eso se debe a que en otras organizaciones políticas hay una línea que se sigue con verticalidad. En cambio, en el PRD existen las corrientes (tribus hasta para algunos perredistas).

No hay duda, para decirlo en términos positivos, muy plural, muy dinámico internamente. Todo mundo sabe de las expresiones y corrientes diferentes de nuestro partido, pero, en igualdad de circunstancias, la gente siempre reconoció, siempre reconocía (ella misma se ataja) que el partido más cercano a la gente era el PRD, y eso también tenemos que entender, aceptar: que de un tiempo hacia acá lo fuimos dejando de lado por diferentes razones, porque le dimos prioridad a la disputa por los espacios. Lo hemos dicho con claridad: no se puede corregir lo que no se reconoce, lo que no se acepta .

Y añadió: Cuando llegamos a ser reconocidos como segunda fuerza política en nuestro país, cuando tuvimos una presencia importante al interior de las cámaras fue en el momento en el que supimos entender esas causas y esas necesidades que la gente nos transmitía .

Sin embargo, la exsobrecargo de Aeroméxico, que ha estado ya en cuatro legislaturas, insistió en que la diversidad en el perredismo no tiene que verse como una debilidad.

No tiene que ser vista como un lastre; ahora estamos en el momento de convertirlo en una fortaleza, porque algo que es real es que en el país no existe un partido más democrático que el PRD .

Refirió como prueba de ello el hecho de que el año pasado, cuando se renovó su dirección interna, participaron al menos 2 millones de personas.

La presidenta apuesta a que la recomposición institucional del partido será posible gracias al Consejo Consultivo donde participan 15 personalidades, dirigentes de las corrientes de expresión, gobernadores surgidos del PRD así como aquellos que se reconocen a sí mismos como militantes, como el jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera, que no ha querido afiliarse al partido.

De hecho, para la presidenta perredista, la decisión de pedir su credencial del PRD es personal y corresponde solamente al jefe de Gobierno de la Ciuad de México determinarla.

Lo cierto es que la lógica de reposicionamiento partidista de Barrales pasa por recuperar la confianza de la gente: Sólo así vamos a poder tener mejores condiciones para ser un partido competitivo .

NOTICIA: En el PRD ahora el pleito es el rumbo

Alianzas, un tema secundario

Por otra parte, al cuestionarle sobre la política de alianzas que habrá de seguir ese partido de cara a las elecciones del 2017 y 2018, Alejandra Barrales respondió: Nosotros hemos dicho que estamos en el PRD en un momento distinto, en este instante no es la prioridad electoral; la prioridad es resolver lo que hoy está pasando en el país, la educación, por ejemplo, el tema de la seguridad, y para eso nosotros debemos retomar nuestro papel como partido político de oposición; trabajar internamente la unidad; fortalecernos, y, llegado el momento, ya tendremos condiciones para definir qué es lo que hay que hacer. Hoy no estamos dándole prioridad a ese tema .

Impulsarán una iniciativa popular en educación

Sobre la posición que asumirá el PRD respecto de las manifestaciones en contra de la reforma educativa, Barrales Magdaleno informó que ese partido impulsa una serie de consultas con los diferentes actores del sector educativo con el objetivo de integrar una iniciativa de reformas para hacer los cambios a que haya lugar, la cual sea presentada como carácter de iniciativa popular.

La presidenta nacional del PRD aclaró que su posición no es echar atrás toda la reforma educativa, sino hacer las adecuaciones pertinentes para que pueda ocurrir una correcta implementación.

Si esta reforma educativa no la trabajamos con los maestros, eso no va a poder prosperar. Es imposible que se piense que la calidad de la educación se va a alcanzar estando en contra de los maestros; esto no quiere decir que en la reforma educativa todo lo aprobado esté mal, por el contrario, hay cosas que se avanzaron y que hay que preservar .

[email protected]