Aunque el proceso interno para definir la candidatura a la gubernatura fue inequitativo debido a que había una clara preferencia de la dirigente nacional Yeidckol Polevnsky hacia Miguel Barbosa, Morena no se dividirá y tampoco se confiará rumbo a las elecciones del próximo 2 de junio, aseveró Alejandro Armenta.

En entrevista, el aspirante a la candidatura comentó que una vez concluida la campaña interna está a la espera de los resultados de la encuesta que realiza Morena entre militantes y ciudadanos para elegir a su candidato, la cual confía en que le favorecerá.

Afirmó que lamentablemente el proceso interno fue inequitativo y así lo demuestra que hubo más de 60 menciones en medios de comunicación de la dirigente nacional de Morena para expresar su apoyo a Barbosa. Pese a ello, dijo, espera que se respeten los resultados de la encuesta, y no se trate de imponer a un candidato.

“Lamento la posición de la dirigente nacional que mostró una actitud sesgada y parcial hacia otro aspirante. Esos son elementos que no nos garantizaron un proceso con equidad”. 

Si los resultados no le favorecen, el también senador con licencia mencionó que no dejará el partido, y apoyará el proyecto que representa el presidente Andrés Manuel López Obrador. 

No nos tenemos por qué dividir, porque tenemos que estar atentos para que respeten los procesos democráticos en Morena. Si se respeta una metodología que esté ajena a los intereses particulares de la dirigente, creo que no habrá mayor problema.

No nos podemos confiar

El también expresidente municipal de Acatzingo de Hidalgo, Puebla, consideró que Morena, que competirá en alianza con el PT y PVEM, está obligado a elegir al candidato más competitivo, pues a pesar de que las preferencias les favorecen, no se pueden confiar.

“Hay que recordar que PRI y PAN tienen su propia fuerza, tienen sus votos duros y son consistentes en Puebla. No nos podemos confiar, debemos tener al candidato más competitivo”, expuso.

Planteó que es cierto que Andrés Manuel López Obrador atrae simpatías, sin embargo, en las elecciones competirán solos.

Si Morena se confía podemos cometer un error estratégico.

Refirió que más que nunca Puebla necesita un cambio debido al  encono, polarización social e inseguridad que afecta al estado.

“Puebla necesita ser rescatado, necesitamos que llegue la cuarta transformación a Puebla”. 

[email protected]