El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, aseguró que las declaraciones del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en contra de nuestro país, se enmarcan dentro de su interés por la reelección presidencial.

Luego del mensaje que Trump ofreció la noche del martes, para pedir a los congresistas de su país 5.7 millones de dólares para la construcción de un muro con México, Obrador insistió en que no desea entrar en una confrontación con el mandatario estadounidense.

“Nosotros no vamos a responder ante planteamientos que se generan por la situación interna en Estados Unidos; consideramos que hay una confrontación política en Estados Unidos, como la hay en todos los países cada vez que se avecinan elecciones.

“En Estados Unidos tienen, lo digo con todo respeto, no quiero involucrarme en sus asuntos internos, pero tienen un sistema de reelección con periodos muy cortos.

“A diferencia de nosotros, el periodo presidencial es de seis años, ellos tienen un periodo presidencial de cuatro, con relección. Entonces, cuando llega el nuevo presidente, casi al entrar en funciones ya se está pensando en la reelección y sus opositores están en lo mismo. Claro, esa es una explicación.

“Muchas cosas que suceden en Estados Unidos, como en México, como en cualquier país, tienen que ver con asuntos de sus políticas. Nosotros por eso no queremos involucrarnos cuando hay este elemento de política interna.

“Desde luego, se habla de la problemática migratoria, pero nosotros queremos resolver el problema de la migración atendiendo las causas. Ha quedado muy claro lo que hemos propuesto”, afirmó.  

López Obrador reiteró su deseo de que el gobierno de EU cumpla el compromiso que hizo de invertir 4,800 millones de pesos en un programa de desarrollo y empleo en México, a fin de reducir la migración.

“Estamos persuadiendo, convenciendo al gobierno de Estados Unidos que lo mejor es el desarrollo de los países de Centroamérica, de México, el que haya actividad productiva, que haya empleos en Centroamérica, en nuestro país. Que la migración se convierta en optativa, no en obligatoria, esa es nuestra política.

“Desde luego, hay quienes quisieran que nosotros nos enfrentáramos. Nosotros queremos buscar una relación siempre de amistad con el gobierno de Estados Unidos y una relación de cooperación, destacó.

[email protected]