Joel Ortega Cuevas, director general del Sistema de Transporte Colectivo (STC) Metro, anunció ayer la suspensión del servicio en 12 de 20 estaciones de la Línea 12 que corre de Mixcoac a Tláhuac, por ondulaciones y 4,800 durmientes defectuosos, principalmente en la parte elevada, que se prevé tarde en reparar seis meses y afectará a 450,000 usuarios.

Además, anunció que dio parte a la Consejería Jurídica y Contraloría General capitalinas, para que indaguen si hay responsabilidad de servidores públicos o del consorcio de empresas que la construyó , integrado por Ingenieros Civiles Asociados, Alstom Mexicana y Carso Infraestructura y Construcción, así como a quién le corresponde resarcir los daños.

Adelantó que el diagnóstico de los daños que no ponen en riesgo que se caiga lo realizarán las reconocidas empresas europeas TCO y ETF, especialistas en trenes y tendido de vías a un costo de 20,000 a 29,000 euros y se espera recuperar la garantía de las pólizas vigentes, que significaría 10% del costo total de la construcción.

Sobre la probable responsabilidad del ex jefe de gobierno de la ciudad de México, Marcelo Ebrard, o del director del Proyecto Metro Línea 12, Enrique Horcasitas, Ortega se deslindó porque eso no me corresponde , y reiteró: El Metro sólo es operador, no construye, y el mantenimiento corresponde al consorcio .

En respuesta, el consorcio constructor, integrado por (ICA, Carso Infraestructura y Alstom) se deslindó ayer de las afectaciones detectadas en el sistema, porque ellos no suministraron los trenes, y afirma que cumplió con los requerimientos establecidos por la autoridad.

En un comunicado, se menciona que están enterados que el Sistema de Transporte Colectivo ha solicitado la opinión de expertos, quienes dijeron que existe una incompatibilidad entre la vía y los trenes, situación que ha provocado un desgaste prematuro en todo el sistema de vías .

Por su parte, el fabricante de los trenes, CAF, asegura que cumplieron con las especificaciones técnicas planteadas y que fueron sometidos a rigurosas pruebas estáticas y dinámicas .

El presidente de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC), Luis Zárate, consideró que las empresas ICA y Carso cuentan con amplia experiencia y que los trabajos que se les encomendaron fueron certificados debidamente antes de que entrara en operación la Línea.

rtorres@eleconomista.com.mx