A una semana de que inicie el último periodo de sesiones ordinario de la presente legislatura en la Cámara de Diputados, Manlio Fabio Beltrones Rivera anticipó que la agenda legislativa del grupo parlamentario del Partido Revolucionario Institucional habrá de centrarse en temas de seguridad, justicia, economía y combate de la corrupción.

Se agilizará la aprobación de los dictámenes pendientes y se concretarán las reformas que se desprenden de la propuesta por un México en paz con justicia y desarrollo, que presentó el Ejecutivo federal en noviembre pasado y que actualmente se procesa en ambas cámaras del Congreso’’.

El coordinador de la diputación federal priísta anunció que su bancada privilegiará el ejercicio del diálogo y la concertación con las demás fuerzas políticas, puesto que ello ha permitido aprobar reformas históricas en una Cámara plural y en pleno ejercicio de la democracia parlamentaria.

Informó que durante la sexta reunión plenaria de la bancada del PRI, en que se aprobará la agenda legislativa para el último periodo ordinario de sesiones, a realizarse en San Lázaro los próximos jueves y viernes, participarán de los secretarios de Gobernación y de Hacienda, Miguel Ángel Osorio Chong y Luis Videgaray Caso, respectivamente, así como del jefe de la oficina de la Presidencia, Aurelio Nuño, y César Camacho Quiroz, presidente nacional del tricolor.

Beltrones Rivera adelantó que la agenda priísta habrá de priorizar el fortalecimiento de la economía, la seguridad y la justicia, así como los mecanismos de transparencia, rendición de cuentas y combate de la corrupción.

En materia económica, los diputados del PRI se proponen concretar las reformas para fortalecer la disciplina financiera de estados y municipios, así como para desindexar el salario mínimo; por lo que se refiere a la seguridad y justicia, crear el mando único policial en los estados y reforzar las facultades del Senado para prevenir la infiltración de la delincuencia organizada en los ayuntamientos del país, además de la adecuación de las competencias para la persecución de los delitos del fuero federal y del fuero común, conforme a las prioridades operativas que se establezcan.

El sonorense ratificó, en el rubro de transparencia y rendición de cuentas, el compromiso de construir un sólido sistema nacional de contrapesos institucionales y un esquema de vigilancia y denuncia ciudadanas eficaz para prevenir y castigar la corrupción, independiente del gobierno, aseguró, sin olvidar el complemento indispensable que será la ley reglamentaria de la reforma constitucional en materia de transparencia, que también deberá aprobarse pronto.

rolando.ramos@eleconomista.mx