La Procuraduría General de la República (PGR) encabezará una investigación del asesinato de José Eduardo Moreira Rodríguez, hijo del exgobernador de Coahuila y expresidente del CEN del PRI, Humberto Moreira Valdés; sin embargo, no aplicará la facultad de atracción debido a que sólo respaldará las indagatorias de la Procuraduría General de Justicia del Estado de Coahuila (PGJEC).

Esto será independiente al despliegue de efectivos de las secretarías de la Defensa Nacional (Sedena), Marina Armada de México (Semar) y Seguridad Pública (SSP), anunciado ayer, las cuales tratarán de inhibir las acciones delictivas en 38 municipios de la entidad, principalmente donde los cárteles de Los Zetas y la alianza El Golfo-Ciudad Juárez se disputan territorios.

Fuentes de la dependencia federal precisaron que por tales hechos se inició la averiguación previa PGR/COAH/ACU/108/DD/2012, contra quien o quienes resulten responsables por el homicidio de José Eduardo Moreira Rodríguez, quien fue encontrado muerto por disparo de arma de fuego en un camino al Ejido Santa Eulalia.

Ayer por la tarde fue sepultado en Coahuila.

El Ministerio Público de la Federación, adscrito a la Subsede de la Delegación en Coahuila, ubicada en Ciudad Acuña, colabora en las investigaciones que realiza el Ministerio Público del Fuero Común, que integró la averiguación previa A51009/12, por el delito de homicidio, reportó el procurador estatal Homero Ramos Gloria.

Expertos de la Coordinación de Servicios Periciales de la PGR recaban pruebas desde ayer, en el lugar de los hechos, donde se encontró el cadáver del excoordinador de Programas Sociales de la Secretaría de Desarrollo (Sedesol) del estado, y buscan los indicios necesarios para establecer las características de tiempo, modo y lugar en que se registró el homicidio.

Este trabajo será apoyado por especialistas en las áreas de dactiloscopia, criminalística de campo, fotografía, genética, medicina y química forense.

Ayer, se por la mañana arribaron a Coahuila el secretario de Gobernación, Alejandro Poiré; Luis Cárdenas Palomino, jefe de la división de seguridad regional de la SSP, y Jaime Domingo López Buitrón, director general del Cisen, con el fin de coordinarse en los trabajos de investigación de la muerte de José Eduardo Moreira.

Entre los especialistas enviados por la Procuraduría federal se cuentan expertos en dactiloscopia, criminalística de campo, fotografía, genética, medina y química forense, quienes buscarán establecer circunstancias de tiempo, modo y lugar, que arrojen evidencias de cómo se sucedieron los hechos.

La delegación de la PGR en Coahuila tiene la instrucción de la abogada de la nación, Marisela Morales Ibáñez, de ofrecer todo el respaldo a la Procuraduría que encabeza Ramos Gloria, en cuanto obtengan alguna evidencia que encamine la investigación a ubicar a los asesinos materiales intelectuales del hijo mayor del exgobernador y sobrino del actual Jefe del Ejecutivo estatal.

El apoyo del gobierno federal para investigar el asesinato del hijo del expresidente nacional del PRI se hizo patente el mismo miércoles a la medianoche, cuando la Secretaría de Gobernación, a cargo de Alejandro Poiré, emitió un comunicado en el que advertía que caería toda la fuerza del Estado contra los asesinos de José Eduardo Moreira.

Ayer por la mañana, de gira por Colima, el presidente Felipe Calderón informó que ya tuvo contacto con el actual gobernador de Coahuila, Rubén Moreira –hermano de Humberto- para garantizar el apoyo que sea necesario por parte de la Federación y se realice una investigación eficaz, que lleve ante la justicia a los culpables del asesinato de José Eduardo.

Mi hijo, uno de los muertos de esta guerra: Moreira

El exgobernador de Coahuila, Humberto Moreira, recriminó que su hijo es una de las víctimas de esta guerra que se ha perpetrado contra el crimen organizado.

Mataron a mi hijo, le dieron dos balazos en la cabeza unos desgraciados y espero justicia. Hablé con el Secretario de Gobernación y quedé de reunirme con él. Mi hijo viene a ser uno de los muertos de esta guerra, de los miles de muertos, es muy triste, lo digo yo ahora en carne propia con un hijo que no ha cumplido un año con su esposa, que se casaron aquí en esta iglesia , abundó.

Moreira dijo que espera justicia por el asesinato de su hijo, cuyo cuerpo fue localizado anoche en el municipio de Acuña.

Entrevistado en Ciudad Acuña, luego de la misa de cuerpo presente, el exdirigente nacional del PRI destacó que le han levantado calumnias y muchas cosas más, pero esto no se puede aguantar, me mataron a mi hijo, le dieron dos balazos en la cabeza unos desgraciados, espero justicia .

Moreira expuso que ya habló con el secretario de Gobernación, Alejandro Poiré, y anunció que tendrá una reunión con el funcionario.

Puntualizó que en estos momentos espera que se concrete la investigación, que se dé con los responsables del crimen y se les castigue.

Agregó que su hijo no tenía problema alguno con nadie, no usaba camioneta blindada y vivía con comodidad.

La misa de cuerpo presente se llevó a cabo en Ciudad Acuña y asistieron personalidades de la política, familiares y amigos, así como ciudadanos de la entidad para expresar el pésame a Humberto Moreira.

El cuerpo de Moreira Rodríguez fue velado en una funeraria local, en la que estuvieron presentes los familiares del exmandatario estatal y después fue enterrado en el panteón Jardines de la Luz.

rtorres@eleconomista.com.mx