“Si no quieres repetir el pasado, estúdialo”.

Baruch Benedict

Sell in may & go away (Vende en mayo y vete): La época en la que los operadores del mercado (brókers) de la ciudad de Londres dejaban de lado sus tareas diarias para acudir a eventos como el torneo de tenis de Wimbledon o la carrera de caballos de Ascot dio lugar a uno de los dichos o estrategias más citadas en el gremio bursátil Internacional: “Vende en mayo y vete” (“Sell in May and go away”). La estadística avala, en cierta forma, esta “tesis”’. De acuerdo con los datos estadísticos recopilados, en las últimas décadas, concretamente desde 1988 hasta el 2012, junio, julio, agosto y septiembre se han confirmado como los peores meses del año en Wall Street. El índice S&P 500 ha registrado un comportamiento promedio completamente plano en este periodo, siendo julio el único mes con un balance medio negativo (-0.53%), mientras que agosto limita las subidas a 0.36%, y septiembre a 0.02 por ciento. Estos mismos cuatro meses son los que otorgan también un menor porcentaje de subidas. Agosto es el único mes del año en el que el S&P 500 ha registrado más bajadas que subidas desde 1988. El porcentaje de avances se reduce a 46 por ciento. Junio y septiembre se han repartido por igual (50%) subidas y bajadas, mientras que en agosto esta cifra se eleva ligeramente, hasta 54 por ciento. Lejos queda 83% de *diciembre. Con la cercanía del mes de mayo, más de un participante podría estar tentado a realizar la famosa estrategia.

Diferente, en los últimos años en el Nasdaq: No obstante, en años recientes, el patrón de comportamiento del Índice tecnológico Nasdaq no avala dicha teoría. En los últimos cinco años, en tres de ellos (2013, 2014 y 2016) el rendimiento desde finales de mayo hasta fin de año ha sido mejor que de enero a mayo. El año pasado (2017), si bien el rendimiento después de mayo fue menor, de todos modos resultó sumamente atractivo al acumular un avance de 11.37 por ciento. Las emisoras tecnológicas en particular mantienen un ritmo de crecimiento en utilidades superior al promedio de otros sectores. La guía (perspectiva) para el resto del año en resultados que pueda acompañar la temporada de reportes financieros que inició en días pasados posiblemente podría compensar la intención por la referida estrategia de disminuir exposiciones llegado el mes de mayo.

Para los participantes locales, la inversión en acciones en EU tiene un componente adicional a corto plazo, relacionado con el posible comportamiento del tipo de cambio. El peso mexicano observa fortaleza reciente ante la expectativa de una pronta renegociación del Tratado de Libre Comercio. No obstante, pasado el evento, muchos consideramos que la precaución por la contienda electoral a la Presidencia de la República podría presionar la cotización, tal y como ha ocurrido en otros años electorales. Finalmente, recuerde que la diversificación es el elemento clave del control de riesgo para todo inversionista.

Es director de Análisis y Estrategia Bursátil del Grupo Financiero BX+. Puedes escribir tus comentarios y dudas al correo [email protected]

Lo puedes seguir en su nueva cuenta de twitter @CPonceBustos

Carlos Ponce Bustos

Director General Adjunto Grupo Financiero BX+

Entorno Bursátil

En Ixe Grupo Financiero y Grupo Financiero BX+ se desempeñó como Director General Adjunto. Es el creador de la metodología de inversión conocida como “Estrategia Integral C4” para el mercado accionario mexicano. Licenciado en Contaduría Pública egresado de la UNAM. Ha sido profesor en la Universidad Iberoamericana y en el ITESM.