De las muchas y diversas irregularidades que ha encontrado Aristóteles Núñez, mandamás del SAT, en licitaciones de equipos y servicios de Tecnologías de Información (TI), destaca una de octubre del 2012, cuando la empresa Mainbit, de José Antonio Sánchez, y Dell, que encabeza Juan Francisco Aguilar, se adjudicaron la licitación LA-006E00001-N68-2012, que representa 38,000 computadoras y servicios administrados, nada más y nada menos que una oferta de 897 millones de pesos.

Dicho proceso fue inconformado por las empresas Theos, que dirige Raúl Pintos, y Cepra, que encabeza Joel Sánchez, debido a inconsistencias en el proceso.

Le cuento que hasta hoy, Mainbit y su socio Dell han implementado alrededor de 7,000 de los 38,000 equipos, situación que preocupa al equipo de Aristóteles Núñez, ya que parece una misión imposible instalar 100% de los equipos antes del próximo 15 de marzo, fecha límite ofertada de acuerdo con la naturaleza del contrato y los puntos y porcentajes.

Así, Mainbit tendría que implementar alrededor de 1,000 equipos por día hábil o de lo contrario se haría acreedor a penalizaciones que podrían alcanzar poco más de 1 millón de pesos por día. ¿Lo logrará?

Lo cierto es que a escasos dos meses de su arribo al SAT, Aristóteles Núñez en lo que respecta a las licitaciones de TI ha tenido más de un dolor de cabeza, le cuento que recientemente, por ejemplo, acaban de cancelar el concurso No. OA-006E00001-N67-2012 para la contratación del Servicio de Impresión, Digitalización y Fotocopiado 2, contrato que oscila en 1,100 millones de pesos.

Dicha cancelación le costó el puesto a Alejandro Villanueva, quien se desempeñaba al frente de la Administración General de Comunicaciones y Tecnologías de la Información en la dependencia, por lo que tuvieron que ampliar por segunda ocasión el contrato a la firma HP, que encabeza Alexis Langagne, lo que le da un respiro al SAT, que deberá trabajar contrarreloj para sacar una licitación transparente e integral en este mismo mes.

Incluso, las irregularidades que se han visto al descubierto en la dependencia con la nueva administración derivaron también en la salida de Mauricio Sandoval Rebollo y Mauricio Moreno Gutiérrez, administradores en las áreas de Informática y Tecnología, respectivamente.

Compromiso con las TI y la educación

La Fundación OFEM, que preside Oliver Fernández, participó en el programa que encabeza el gobernador del Estado de México, Eruviel Ávila, para dotar de computadoras -escritorio y portátiles-, así como tabletas electrónicas a niños indígenas de los municipios de Temoaya, San Felipe del Progreso y San José del Rincón.

La entidad cuenta ya con 50 bibliotecas digitales, estiman impulsar el uso de las TI en niños de primaria con apoyo de empresarios, como el caso de Oliver Fernández.

Las acciones que realiza el gobernador Eruviel Ávila se suman a las que anunció el presidente Enrique Peña Nieto, quien alista un programa para entregar computadoras a los alumnos de quinto y sexto de primaria, mismo que contempla una inversión de más de 10,000 millones de pesos.