Para aumentar la producción de plátano de exportación y cumplir con los estándares de calidad requeridos es necesario integrar los eslabones de esta cadena de valor, es decir, incentivar las relaciones comerciales entre los productores y las empresas exportadoras que a su vez colocará el fruto en los mercados extranjeros.

Es por lo anterior que surge la necesidad de unificar esta cadena de valor creando un Programa de Desarrollo de Proveedores para plátano de exportación, a fin de obtener un producto de calidad que satisfaga a los consumidores y a su vez, mejore las condiciones de negociaciones para los productores.

En consecuencia, se requiere que la actividad se lleve a cabo de forma rentable, esto implica generar más inversiones y mayor capacitación en nuevas tecnologías, de igual manera, la organización e integración económica para que el establecimiento, la producción y la comercialización permitan establecer convenios de esquemas viables de financiamiento para invertir en empacadoras, infraestructura y certificaciones requeridas como Global Gap, Rainforest, entre otros.

Bajo un esquema de bajo riesgo, con el respaldo de garantías y servicios de asesoría y capacitación, FIRA, entidad de fomento originada en el Banco de México, representa actualmente una opción para que los productores proveedores de plátano de exportación accedan a los recursos financieros que requieren para impulsar la actividad, ya que a través de contratos con empresas tractoras tienen las siguientes ventajas.

Los volúmenes de compra asegurados a plazos de hasta 10 años con precios fijos a lo largo del año, plazos de pago del producto de máximo 35 días, pago del producto en cuenta indicada por el vendedor, selección de los proveedores con base en su capacidad empresarial e historial con la empresa, incentivos para el cumplimiento del contrato, trazabilidad del producto desde la finca hasta el mercado final y valor agregado al producto al contar con certificaciones.

El cultivo de plátano es una oportunidad de negocio que resulta atractiva y muy rentable, ya que las empresas exportadoras demandan fruta para colocar en los mercados internacionales que ya se encuentran abiertos.

Tabasco es el estado que gracias a sus condiciones climatológicas y geográficas produce fruta con características óptimas de calidad intrínseca.

Esas mismas características favorecen el abastecimiento de cualquier mercado extranjero ya que pueden cumplir con los más estrictos controles de calidad.

Por ello, pueden obtener un mejor precio, aunado a que el mayor consumidor es nuestro vecino país Estados Unidos de América.

La articulación en la red de valor representa una oportunidad de negocios para consolidar el mercado internacional con alta demanda de calidad que se reconoce por supuesto, en el precio.

*Nancy del Carmen Zúñiga Villegas, Raciel Salabarría Arias, Residente Estatal de FIRA en Tabasco y Promotora en la Agencia FIRA en Villahermosa, respectivamente.

[email protected]

[email protected]