La palomita de maíz es una botana que se produce a partir del maíz palomero. Su mayor demanda se concentra en el sector infantil.

En el 2010 se importaron 63,500 toneladas de maíz palomero y se exportaron 520 toneladas. Las importaciones en los últimos cinco años han crecido a una tasa de 25% anual. Dado que la producción nacional es de alrededor de 2,000 toneladas, se puede estimar que el consumo nacional aparente es de 65,000 toneladas, que equivale a 2,795 millones de bolsas con palomitas de maíz con capacidad de un litro.

De esta forma, 97% del maíz palomero que se consume en México es importado. Para satisfacer la demanda interna sin depender del mercado internacional, se requiere sembrar una superficie de alrededor de 15,000 hectáreas. La superficie que en México se dedica a la producción de maíz palomero es de solamente 671 hectáreas, de acuerdo con la información disponible de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación.

Tamaulipas es el único estado que produce maíz palomero, aunque en años anteriores se llegó a producir marginal y eventualmente en otros estados como Sonora y Aguascalientes.

El productor del norte de Tamaulipas, en el ciclo agrícola otoño-invierno y en condiciones de riego, puede obtener por hectárea una producción de 4.2 toneladas. Si el grano se vende en 4,140 pesos por tonelada, el productor obtendría un ingreso de 17,388 pesos.

De este modo, si el costo de producción es de 9,437 pesos, se obtendría una utilidad de 7,951 pesos por hectárea.

Independientemente de que dichos parámetros puedan variar, resulta importante comentar que la industria puede llegar a reconocer un sobreprecio de alrededor de 30% para el maíz palomero con respecto al maíz amarillo, siempre y cuando se cumplan con los requisitos de calidad.

Para acceder al mercado del maíz palomero se debe tener en cuenta que la industria busca granos con un alto grado de expansión, el cual se define como el volumen, expresado en litros, que ocupan las palomitas obtenidas a partir de 1 kilogramo de grano.

En este escenario, la producción de maíz palomero representa una buena oportunidad de negocio para los agricultores de nuestro país, a reserva de analizar su viabilidad técnico-financiera.

*Fernando Antonio Martínez Mendoza es especialista de la Subdirección de Análisis Económico y Redes de Negocio. La opinión es del autor y no necesariamente coincide con el punto de vista oficial de FIRA.

[email protected]