Los resultados de Alcoa están poniendo a prueba al reciente rally de los activos de riesgo, especialmente las acciones. A pesar que la pérdida reportada por la productora de aluminio más grande del mundo al tercer trimestre (143 millones de dólares) fue menor a lo esperado, es un claro reflejo de la desaceleración asiática, con China a la cabeza. Además, las proyecciones de demanda de la empresa se recortaron. A ello se sumó que la petrolera norteamericana Chevron advirtiera que las utilidades han disminuido.

El Beige Book que compila los comentarios sobre la economía norteamericana de la última reunión del Fed publicado hoy resalta un crecimiento moderado de la economía, fruto de mejoras del sector vivienda y ventas de automóviles; por su parte, el consumo registra un comportamiento entre plano y marginalmente al alza. Los inventarios al por mayor en Estados Unidos al mes de agosto aumentaron 0.5%, en línea con el 0.4% estimado y menor a la cifra de 0.7% del julio.

En México, la inversión bruta fija aumentó 6.6% en julio, mayor al 6.4% esperado y acelerándose respecto al crecimiento de 2.7% del mes anterior. Al final del día se espera que el Banco Central de Brasil mantenga la tasa de referencia Selic en 7.5 por ciento.

La producción industrial de Francia sorprendió positivamente al subir un 1.5% mensual en agosto, que contrasta con una baja de 0.3% esperada.

Wall Street cerró a la baja tras conocerse los primeros reportes corporativos, que hasta el momento reflejan el impacto de la desaceleración asiática. El Dow Jones cayó 1%, el S&P 500 un 0.6% y el tecnológico Nasdaq 0.4 por ciento.

Con la excepción de la bolsa de Colombia, que avanzó 0.1%, latinoamérica también cerró con bajas, en donde destacan las caídas de Brasil (-0.8%), México (-0.7%), Perú (-0.5%) y Chile (-0.5%).

Las bolsas europeas volvieron a caer hoy, con el DAX alemán bajando 0.4%, el CAC francés retrocediendo 0.5% y el FTSE inglés cayendo 0.58%. La bolsa española perdió 1 por ciento.

El Nikkei japonés cayó 2%, mientras que el Kospi coreano retrocedió 1.6%, el Sensex indio bajó1% y entre las reacciones más suaves estuvo el Hang Seng (-0.1%).

*Test que aplican las autoridades de tránsito para verificar la ingesta y cantidad de alcohol consumido por los conductores de vehículos.