Las acciones de Estados Unidos cerraron con una baja después de una corriente vendedora al final de la sesión del miércoles, porque las crecientes infecciones de Covid-19 y los cada vez más frecuentes cierres de empresas opacaron los alentadores desarrollos de vacunas.

Los tres principales índices bursátiles de Estados Unidos zigzaguearon durante la mayor parte del día, con las acciones cíclicas sensibles a la economía y las de empresas de pequeña capitalización a la cabeza, pero cerraron en números rojos.

“Es un mercado confuso porque los gestores de cartera no saben en qué período centrarse”, dijo Tim Ghriskey, estratega jefe de inversiones de Inverness Counsel.

“Es este balance entre el corto plazo, de seis a nueve meses de propagación continua del virus, y el periodo posterior en el que todos se vacunan y el virus es erradicado”.

Pfizer y su socio alemán BioNTech revelaron una tasa de éxito del 95% al concluir su ensayo de la vacuna para el Covid-19, sólo unos días después de que Moderna anunció una tasa similar en los datos preliminares de su vacuna candidata.

Los participantes en el mercado han acogido los avances en materia de vacunas con un optimismo moderado, pero eso se está poniendo a prueba a medida que las nuevas infecciones mundiales se disparan hasta alcanzar niveles sin precedentes, y siguen aumentando los retrocesos de las reaperturas y los nuevos confinamientos.

El promedio industrial Dow Jones cayó 1.16%, a 29 ,438.42 unidades; el S&P 500 perdió 1.16%, a 3,567.79 unidades. El NASDAQ cayó 0.82%, a 11,801.60.

Por su parte, el principal índice de la Bolsa Mexicana de Valores, el S&P/BMV IPC subió 0.72% a 42,252.61 puntos, ayer 18 de noviembre. La plaza bursátil ha ganado en 11 de las últimas 12 sesiones y se mantiene en su mejor nivel desde principios de marzo. Durante el mes la Bolsa sube más de 14 por ciento.