Los niveles del tipo de cambio no reflejan la situación de la economía mexicana, por lo que no debe de preocupar, aseguró Luis Téllez Kuenzler, presidente de la BMV.

Téllez detalló que el tipo de cambio es un absorbente de los choques externos, cuando hay dificultades externas, lo que se mueve es el tipo de cambio, entonces no nos debe de preocupar .

Reconoció que mayo fue malo para la Bolsa Mexicana de Valores, pero aún reportaba una ganancia en lo que va del año de 2.65% en términos de dólares, mientras que mercados como el de Toronto perdió 2.98%, el de Buenos Aires más de 9% y en Atenas el desplome fue de 25 por ciento.

Por su parte, Agustín Carstens, gobernador del Banco de México, alertó al Consejo Coordinador Empresarial (CCE) que la volatilidad en el tipo de cambio permanecerá hasta que no se resuelva el asunto de Grecia; sin embargo, dijo que los impactos en el país han sido mínimos debido a la fortaleza macroeconómica, así que no se prevén ajustes en la política monetaria.

Al reunirse en privado, el funcionario del banco central se mostró optimista con los hombres de los negocios por la solidez con la cual cuenta la economía mexicana; si bien reconoce que existe una devaluación fuerte , esto se debe a factores externos, dijo Gerardo Gutiérrez Candiani, presidente del CCE.

La situación macroeconómica de México no refleja esta depreciación (del peso, que se mantuvo ayer en los 14.50 pesos por dólar), pero pues es una realidad , abundó.

México está muy sólido, por lo que no se ve que en corto plazo podamos tener mayores afectaciones. El tipo de cambio también nos permite, con esta depreciación, ser competitivos(…). Hay que esperar a que se resuelvan los problemas financieros de España y Grecia en este mes. Creo que lo importante es terminar con esta incertidumbre , refirió en entrevista al término de la reunión.

Mientras que el secretario de Hacienda, José Antonio Meade, en el Seminario Internacional de la Federación Internacional de Administradoras de Fondos para el Retiro, dijo que son las variables externas las que generan movimientos en la paridad cambiaria, por lo que negó que los factores relacionados a las elecciones locales sean motivo para que se genere movimientos en el precio de la moneda.