La petrolera mexicana Vista Oil & Gas que dirige el argentino Miguel Galuccio fue la primera empresa sin operaciones ni activos en lanzar una oferta pública inicial (OPI) en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV). La emisión realizada el 11 de agosto alcanzó una recaudación de 650 millones de dólares, colocando 65 millones de Acciones Serie A, a un precio en pesos que equivalen a 10 dólares por papel.

Hasta aquí, una historia más de éxito en la BMV, de no ser por un detalle: Vista Oil & Gas vendió sus acciones sin tener operaciones ni activos. Para el profano, este detalle puede pasar desapercibido, no así para el enterado y el experto. Las acciones son una parte del capital social el conjunto de los bienes de una empresa, que se destina a la venta para financiar sus operaciones, iniciar nuevos negocios o desarrollarse. Entonces, ¿cómo una empresa sin activos, sin bienes, emite acciones? La respuesta es simple: Vista Oil & Gas hizo una OPI bajo el instrumento de las SPAC.

Vista Oil & Gas es la primera Empresa de Adquisición con Propósito Especial (Special Purpose Acquisition Company o SPAC) que cotiza en la Bolsa Mexicana de Valores. Lo que levantó la petrolera mexicana en la bolsa lo utilizará para comprar empresas y proyectos del sector energético. El valor actual de Vista Oil & Gas es lo que recaudó de capital con la OPI. El precio de las acciones se apreciará en cuanto compre una empresa o proyecto. Dicho de otra forma, la colocación de valores de Vista Oil & Gas bajo el instrumento de las SPAC es un listado inverso de acciones, en el que la emisora arranca como un receptáculo , que se llena hasta que compra una empresa con la que se fusiona.

A partir del 11 de agosto, Miguel Galuccio y su equipo cuentan con un plazo de 24 meses para presentar a sus accionistas una propuesta para adquirir una empresa o proyecto. De aprobarse la propuesta por parte de los accionistas, la empresa que se adquiera se fusionará con Vista Oil & Gas, dotando a la petrolera de un capital social, y que la hará una empresa pública como cualquier otra.

En el caso de que Vista Oil & Gas no compre ninguna compañía en el periodo establecido, se deshace la empresa, se deslista y se regresa el dinero a los inversionistas, aunque tendrá el efecto del tipo de cambio y el rendimiento que se obtuvo por la inversión. Mientras que si se autoriza alguna de las operaciones identificadas por el equipo gestor, lo que recibirán los accionistas es una parte de esa compañía, y el gestor 20% de las ganancias generadas.

Las SPAC son instrumentos en los que los inversionistas le apuestan al jinete y no al caballo, porque no hay caballo , como los describió Juan Manuel Olivo, director de Promoción y Emisoras de la BMV. Los promotores de Vista Oil & Gas son los fondos de capital privado Riverstone y el equipo de administración integrado por Miguel Galuccio exCEO de la compañía energética estatal YPF , Pablo Vera Pinto, Juan Garoby y Alejandro Cherñacov. Las personas que forman una SPAC confían en que su experiencia en los negocios les permitirá identificar una oportunidad de adquisición rentable y completar una transacción que finalmente resultará en la formación de una empresa que cotiza en bolsa. Se acercan a un banco de inversión para manejar la salida a bolsa de la SPAC. El banco de inversión cobra una tarifa por sus servicios, generalmente cercana al 10 por ciento. El éxito en la emisión de una SPAC depende de las reputaciones de los promotores de la misma.

El dinero invertido en una SPAC se deposita en una cuenta de fideicomiso, y en el caso de Vista Oil & Gas, en una cuenta en el extranjero para garantizar la transparencia en el manejo de los recursos y proporcionar tranquilidad a los inversionistas. Uno de los atractivos las acciones de una SPAC es que se venden en unidades relativamente baratas que incluyen una acción común y un warrant que transmite el derecho de comprar acciones adicionales o acciones parciales.

Esta salida a bolsa por la puerta trasera otra de las formas en que han sido descritas las SPAC de Vista Oil & Gas fue posible gracias a que la BMV hizo ajustes a su reglamento interno para darle cabida al instrumento y transparencia a la operación. Si bien la colocación de Vista Oil & Gas está enfocada en energía, las SPAC podrán invertir en cualquier otro sector o industria.

 

Un poco de historia sobre las SPAC

Este instrumento, que es una combinación entre el capital riesgo y la inversión bursátil, fue lanzado por los mercados financieros de Estados Unidos en el 2003. Su creación permitió que los inversionistas del mercado medio respaldar a gerentes experimentados para que, combinados con los fondos de capital privado, pudieran dar a los empresarios medios alternativos para asegurarse capital y financiamiento de desarrollo. Al mismo tiempo, el rápido crecimiento de los fondos de cobertura y los activos gestionados y la falta de rendimientos convincentes disponibles en las clases de activos tradicionales llevaron a los inversionistas institucionales a popularizar la estructura de las SPAC dado su perfil de recompensas de riesgo relativamente atractivo.

Para el 2007, las SPAC ya representaban el 26.8% de las OPI en las bolsas estadounidenses, y para el 2008 sumaban 170 operaciones. A los mercados europeos llegaron en julio de 2007, con la OPI de la Pan-European Hotel Acquisition Company NV, emitida en la bolsa de Euronext Amsterdam, operación que recaudó 100 millones de euros.

[email protected]