De las monedas de economías emergentes, durante la semana  pasada el peso resultó la única divisa que le ganó al dólar estadounidense, tras registrar una apreciación de 0.28%, esto equivale a una revaluación de 5.35 centavos.

El rand sudafricano fue de las divisas que más perdieron la semana pasada, al mostrar una caída de 2.32%, a 13.6182 unidades por dólar, seguida por el real brasileño, que presentó una disminución de 1.90% a 3.7290 reales por dólar.

El peso colombiano se depreció 0.83%, a 3,113.55 pesos por dólar, mientras la lira turca registró una contracción de 0.74%, a 5.2464 por dólar y el rublo ruso presentó un ajuste a la baja de 0.04%, a 65.4605 rublos por dólar en igual periodo.

La recuperación de la moneda mexicana se explicó en parte por la publicación de un dato favorable de inflación, la cual se ubicó por debajo de las expectativas del mercado, debido a una disminución de los precios de la gasolina en la primera quincena de enero.

La reacción positiva del peso también resultó del anuncio que hizo el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador (AMLO), con relación a que esta semana notificará otro plan de estímulos fiscales para Petróleos Mexicanos, orientados a la producción petrolera.

En las operaciones del viernes pasado, el tipo de cambio peso-dólar finalizó en un precio de 19.0640 pesos en operaciones interbancarias a la venta. Con respecto al cierre anterior (19.1435 pesos), tuvo una ganancia de 0.425%, equivalente a una apreciación de 7.95 centavos.

Seguirá entrada de flujos

El subdirector de Mercados Financieros de Banco Santander, Salvador Orozco, destacó que bajo la perspectiva de que los principales bancos centrales apuntan a niveles bajos en las tasas de interés de referencia, continuaría la entrada de flujos hacia las economías emergentes, como la mexicana.

El especialista mencionó que el ingreso de inversión extranjera al mercado de dinero local ha sido importante. Además, ha ayudado a la estabilidad del peso, pues en el primer mes del año registró una entrada superior a 3,000 millones de dólares.

El analista del banco español pronosticó que, en esta semana, la paridad cambiaria mostraría un rango de negociación que fluctuaría entre 18.90 pesos por dólar, como nivel mínimo, y 19.30 pesos por billete verde, como precio máximo.

Por su parte, el área de Análisis de Mercado de Cambios de Banorte informó que el espacio de apreciación que tiene la moneda mexicana es limitado, siendo un punto difícil de romper la “resistencia” de la zona de 18.85 pesos por dólar.

[email protected]