La divisa mexicana cambiaba su tendencia el lunes y se depreciaba 0.45% ante la cautela del mercado tras conocerse el asesinato del candidato del Partido Revolucionario Institucional (PRI) a la gobernatura del estado de Tamaulipas, a unos de días de elecciones en México.

A su nivel referencial a 48 horas, el peso retrocedía 5.64 centavos, a 12.7149 por dólar.

Rodolfo Torre, favorito para ganar las elecciones en Tamaulipas, fronterizo con Estados Unidos, fue asesinado el lunes en medio de una creciente ola de violencia ligada al narcotráfico, dijeron autoridades.

"Definitivamente va a añadir volatilidad porque las elecciones están bien cerca. Hace recordar al mercado que México tiene un problema de violencia que no se ha resuelto en lo más mínimo", comentó Pedro Tuesta, economista de la consultora 4Cast en Washington.

El representante del PRI, principal partido opositor al gobierno del presidente Felipe Calderón, habría sido asesinado en una emboscada cuando se dirigía a un acto de cierre de su campaña, según medios locales.

"Salió la noticia de que asesinaron al candidato y todos salieron a comprar un poco de dólares, extranjeros y locales, fue general", dijo un operador de un banco extranjero.

Previamente el peso había operado plano en medio del escepticismo del mercado sobre los resultados de la cumbre del Grupo de los 20 (G-20) del fin de semana y tras difundirse datos económicos dispares en Estados Unidos.

El peso llegó a ganar en la sesión 0.22% frente al dólar.

Durante el fin de semana, los líderes de las 20 principales economías avanzadas y emergentes acordaron tomar diferentes caminos para reducir sus déficits fiscales, dando cuenta del irregular y frágil ritmo de la recuperación global desde la crisis financiera.

Por otro lado, un informe oficial mostró el lunes que el gasto en consumo de Estados Unidos subió ligeramente más de lo esperado en mayo pese a que los ahorros tocaron niveles máximos en ocho meses, mientras que un índice sobre la actividad económica nacional de la Fed de Chicago cayó el mes pasado.

La economía de México depende estrechamente de la de su vecino del norte, destino de más de 80% de sus exportaciones.