La Comisión Federal de Electricidad (CFE) colocó dos bonos en Estados Unidos por un monto de 2,000 millones de dólares a un  plazo de 10 y 30 años, lo que marca el regreso de la comisión al mercado de deuda luego de cuatro años de ausencia.

El nuevo bono, con vencimiento en febrero del 2031 por 1,200 millones de dólares, otorga al inversionista un rendimiento anual de 3.348%; en tanto, el bono con vencimiento en febrero del 2051, por un monto de 800 millones de dólares, ofrece un rendimiento anual de 4.677% por ciento.

“Los recursos obtenidos se utilizarán para el refinanciamiento del bono CFE 21 con vencimiento el próximo 26 de mayo por 1,000 millones de dólares, así como para fines generales del corporativo de acuerdo con la Ley de la Comisión Federal de Electricidad, en particular para financiar el Programa de Inversiones de la Empresa considerado en el Plan de Negocios 2021-2025”, detalló CFE en un documento.

Estrategia

Esta transacción es parte de la estrategia para reducir el costo financiero de las obligaciones de la CFE y obtener los financiamientos requeridos en las mejores condiciones para la empresa, que le permitan continuar suministrando los insumos y bienes energéticos requeridos para el desarrollo productivo y social del país de forma eficiente, sustentable, económica e incluyente, mediante una política que priorice la seguridad y la soberanía energética nacional y fortalezca el servicio público de electricidad

Los coordinadores globales de la transacción fueron BBVA, Goldman Sachs & Co. LLC, J.P. Morgan y Mizuho Securities. Los bancos colocadores (Joint Bookrunners) fueron Barclays, Citigroup y Santander.

De acuerdo con la CFE, el bono se emitió bajo el esquema 144A / Reg S. y forma parte del programa de financiamiento de la CFE para el presente año, aprobado por el Consejo de Administración

Además, la emisión del bono internacional fue calificado por la agencia Moody´s con Baa1 Standard and Poor's (S&P) con BBB y BBB- para la agencia Fitch Ratings, todas éstas dentro del “Grado de Inversión”, el máximo nivel en la escala global.

termometro.economico@eleconomista.mx