En el primer trimestre del año Telefónica México registró una baja del 11.7 por ciento en sus ingresos, al obtener 277 millones de euros, provocado por los cambios regulatorios en el país referentes a las tarifas de interconexión.

En el reporte referente a dicho periodo, precisa que registró una baja del 28.1% en su flujo operativo, al pasar de 64 millones a 41 millones de euros.

Los resultados financieros del trimestre están impactados por la reducción de las tarifas de interconexión en redes no dominantes, la cual es de 0.113 pesos por minuto desde enero de este año, frente a 0.191 pesos por minuto de 2017.

Así como por la vuelta al pago por terminar las llamadas en la red de América Móvil, que pasó de cero a 0.029 pesos por minuto; de lo contrario, los ingresos y el flujo operativo hubieran crecido 0.7 y 7.6%, respectivamente.

Mencionó que los accesos móviles sufrieron una baja de 2.0% interanual por prepago (pérdida de accesos en el segundo y tercer trimestre de 2017).

Sin embargo, en el primer trimestre se logra una ganancia neta positiva en ambos segmentos, consecuencia de la mejora y mayor número de tiendas del canal propio , así como al éxito en la estrategia de “más por más”.

De igual manera, la cobertura 4G se incrementó hasta el 51 por ciento, impulsando el crecimiento de los accesos de LTE hasta 48 por ciento interanual, que se traduce en una penetración del 22 por ciento.

“En los accesos fijos destaca el impulso comercial del producto 'Internet en el hogar', que ofrece banda ancha a través de infraestructura móvil, y que tras el lanzamiento en el cuarto trimestre ya alcanza 10 mil accesos a marzo de 2018”, dijo.

Mientras que los gastos por operaciones ascienden a 240 millones de euros y permanecen relativamente estables, debido a que los mayores consumos de terminales son compensados por los menores gastos de interconexión (principalmente menores gastos de larga distancia internacional).

abr