La bolsa mexicana anotó el martes su mayor avance diario en más de dos meses, luego de que Canadá, Estados Unidos y México firmaron varios cambios al nuevo tratado comercial de América del Norte (T-MEC), tras superar puntos álgidos de la negociación.

El S&P/BMV IPC subió 1.65%, a 42,633.43 puntos. Se trató de su mejor sesión desde el 4 de octubre.

También habrían ayudado reportes de que EU y China planeaban demorar una nueva ronda de aranceles, que entrarían en vigencia el 15 de diciembre.

The Wall Street Journal informó que funcionarios de EU y China indicaron estar sentando las bases para postergar el plazo del 15 de diciembre para imponer nuevos gravámenes, aunque Larry Kudlow, asesor económico de la Casa Blanca, refirió que aún no se ha concretado una decisión al respecto.

Así, la BMV se desligó de sus pares estadounidenses, que tuvieron un ligero retroceso. El Promedio Industrial Dow Jones cayó 0.1%, a 27,881.72 unidades; mientras que el S&P 500 perdió 0.11%, a 3,132.52 y el El Nasdaq Composite cayó 0.07%, a 8,616.18.

En lo que va del año, el S&P/BMV IPC tiene un magro rendimiento de 2.39% a su cierre en 42,633.43 puntos, respecto a los 41,640.27 enteros en que finalizó el 2018.

El director general de la BMV, José Oriol Bosch, aplaudió la ratificación del acuerdo  y consideró que será una palanca que contribuirá al crecimiento de la economía y quitará presión a la incertidumbre en el mercado bursátil. “Debería sin duda apoyar el crecimiento económico y quita algo de incertidumbre”, dijo el director general del centro bursátil en conferencia con motivo de los festejos de fin de año.

Previamente, Gabriela Siller, directora de análisis de Banco Base, había dicho que la ratificación del T-MEC sería un factor positivo para el mercado accionario local; sin embargo, considera que el tema podría ser politizado.

Cautela

Para Siller, aún no es momento de cantar victoria, pues advierte que persisten las dudas de que el Congreso de EU ratifique el T-MEC en el corto plazo.

Dijo que pesa a que concluyeron las negociaciones el T-MEC parece seguir siendo rehén de la política interna de EU y ante esto es probable que su ratificación sea aplazada hasta el 2020, cuando también existe el riesgo de mayores retrasos por tratarse de un año electoral.

Sin embargo, si se ratifica este año, sería un impulso para el crecimiento económico y la inversión, y podría llevar al tipo de cambio a niveles por debajo de 19 pesos por dólar. (Con información de agencias)

[email protected]