JPMorgan Chase & Co superó este viernes las expectativas de ganancias trimestrales de Wall Street, gracias a mayores ingresos por intermediación y al incremento de la demanda por créditos generada por el fortalecimiento de la economía estadounidense.

Los bancos estadounidenses se están beneficiando de un recorte de los impuestos corporativos, de tasas más altas de interés y de la expansión económica, que ha impulsado la demanda de préstamos al tiempo que reducen los niveles de pérdidas por créditos.

"Vemos un buen crecimiento de la economía global, particularmente en Estados Unidos, donde la confianza del consumidor y de las empresas es alta", dijo el presidente ejecutivo de JPMorgan, Jamie Dimon.

En total, los ingresos del banco subieron 6.5% a 28,390 millones de dólares y superaron las estimaciones de los analistas de una facturación por 27,360 millones de dólares, impulsados por el crecimiento de los cuatro principales negocios del banco.

Las acciones del mayor banco estadounidense por activos subían 1 por ciento en las operaciones previas a la apertura de la bolsa de Nueva York.

Los reportes trimestrales de resultados de JPMorgan son observados de cerca en busca de señales sobre la moral de los consumidores y de las empresas, ya que el prestamista tiene un rol preponderante en numerosos sectores financieros, como los negocios de hipotecas, crédito comercial y manejo de activos.

El promedio estructural del crédito, que incluye tanto préstamos a los consumidores como a las mayores corporaciones, subió 7% en comparación con el mismo periodo del año anterior.

Analistas y economistas siguen de cerca las lecturas sobre demanda de créditos de los bancos en busca de señales de cualquier impacto en los planes de expansión y en sus negocios a partir de la guerra arancelaria gestada entre Estados Unidos y sus principales aliados comerciales, como China.

Los ingresos por intermediación de JPMorgan, que componen cerca de un quinto de la facturación total del banco, escalaron un 13%, en comparación el avance de 1% previsto por la analista Susan Roth Katzke de Credit Suisse.

La ganancia neta aumentó 10 por ciento, luego de que la Reserva Federal estadounidense elevara su tasa de interés de referencia cuatro veces desde el segundo trimestre de 2017.

La utilidad neta avanzó 18.3% a 8,230 millones de dólares, o 2.29 dólares por acción, el trimestre finalizado el 30 de junio, y se compara con una ganancia de 7,030 millones de dólares, o 1.82 dólares por papel, del mismo periodo del año previo.

Los analistas esperaban ganancias de 2.22 dólares por acción, de acuerdo con Thomson Reuters I/B/E/S.

erp