La recta final del año está frenando el rally bursátil que había logrado IAG y otras aerolíneas europeas desde el inicio del año. Los atentados de París otorgaron un primer revés al sector. El estado de máxima alerta en Bruselas mantiene la presión, al igual que la alerta mundial que ha lanzado Estados Unidos por terrorismo yihadista. Para colmo, la noticia del derribo de un avión militar ruso entre Siria y Turquía abre un nuevo escenario de incertidumbre sobre las consecuencias que podría tener este suceso.

Las aerolíneas destacan entre las empresas más damnificadas por este contexto. Prueba de ello son las primeras cifras sobre los efectos de los atentados de París. Las reservas de vuelos hacia París se desplomaron cerca de un 25% en la semana posterior a la tragedia.

Los inversionistas deshacen posiciones en el sector aéreo en una jornada, además, que refuerza la remontada del precio del petróleo. Después de beneficiarse desde el inicio del año de los bajos precios del crudo, las aerolíneas corrigen parte de las subidas acumuladas en los últimos meses.

Las acciones de IAG destacan al frente de los descensos del Ibex. El correctivo llega a superar el 4% en el grupo resultante de la fusión de Iberia y British Airways. Este revés borra el nivel de los 8 euros por acción, y modera por debajo del 25% el rally acumulado en lo que va de año.

Los descensos también se agravan en las cotizaciones de empresas como Air France, EasyJet, Ryanair, Lufthansa, SAS y Norwegian Air Shuttle. Las pérdidas oscilan entre el 2% y el 4 por ciento.

Aena, Amadeus y eDreams

Los inversionistas no limitan sus ajustes de carteras al sector de las aerolíneas. La Bolsa española acusa el revés otorgado a otras empresas vinculadas con el tráfico aéreo, como Amadeus, Aena e incluso eDreams.

El gestor aeroportuario reduce su colchón por encima de los 100 euros por acción, mientras que el proveedor de tecnología para el sector turístico reduce al 15% las subidas que acumula en lo que va de año. Por su parte, eDreams agrava sus recortes en el Mercado Continuo en una sesión en la que también ha presentado sus resultados.

Los números rojos alcanzan igualmente a las cotizaciones de otras empresas aeroportuarias, como la alemana Fraport y la francesa Aeroports de Paris (ADP).

Una vez más las empresas hoteleras acusan los temores de un freno en el auge del turismo. La cadena francesa Accor es uno de los valores más bajistas de la jornada en la Bolsa de París.

Los descensos también se trasladan hacia compañías como el grupo turístico alemán TUI y la empresa de cruceros Carnival.

fondos@eleconomista.com.mx