Beirut.- Siria prometió una vez más cumplir con un cese al fuego apoyado por Naciones Unidas que debería empezar el jueves, pero sus fuerzas mantuvieron sus feroces ataques contra vecindarios de la oposición en las horas previas al plazo establecido.

Una fuente del Ministerio de Defensa sirio citada por la televisión estatal dijo que el Ejército detendría sus operativos el jueves por la mañana, pero que confrontaría "cualquier asalto" de grupos armados.

El enviado de la ONU y la Liga Arabe, Kofi Annan, dijo que el Gobierno sirio le había asegurado que detendría sus ataques para la fecha límite del amanecer el jueves, cuando se declare el cese de las hostilidades.

Damasco acordó "detener cualquier enfrentamiento militar en el territorio sirio a partir de las 06.00 horas (0300 GMT) del mañana jueves 12 de abril del 2012, aunque se reserva el derecho de responder proporcialmente a cualquier ataque de grupos terroristas armados a civiles, fuerzas del Gobierno y propiedad privada", dijo en un comunicado Ahmad Fawzi, portavoz de Annan.

Fawzi hacía referencia a una carta enviada por el Ministerio de Defensa sirio.

Rusia, un poderoso aliado del presidente Bashar al-Assad frente a la presión árabe y occidental, dijo que los rebeldes que intentan derrocar al líder sirio también deberían cumplir con el alto al fuego.

Los insurgentes, que no poseen una estructura coordinada de liderazgo, dijeron previamente que suspenderían sus ataques si las fuerzas sirias se retiran y acatan la tregua, tal como prometieron.

No obstante, pocos en la oposición siria creen que Assad tenga realmente la intención de ceñirse al plan de paz de Annan para terminar con 13 meses de derramamiento de sangre.

SARCASMO DE ACTIVISTAS

"Annan, este es tu cese al fuego", decía sarcásticamente una voz en off en un video emitido por activistas, el cual mostraba un centro comercial envuelto en llamas después de ser impactado en un bombardeo en el sector de Juret al-Shayah.

Podían escucharse constantemente de fondo disparos de francotiradores. Al menos 12 personas perdieron la vida el miércoles, dijeron activistas.

Las potencias occidentales también descartaron las promesas de Assad de cumplir con el plan de paz, pero no han diseñado ninguna política efectiva para detener la violencia dada su aversión a una intervención militar y a la resistencia de Rusia y China frente a cualquier acción en el Consejo de Seguridad.

"Lejos de cumplir con su compromiso, el régimen ha explotado cínicamente la ventana de las negociaciones diplomáticas para aplastar aún más intensamente a su pueblo", dijo el primer ministro británico, David Cameron, durante una visita a Indonesia.

Videos de activistas publicados en Youtube mostraban explosivos impactando el distrito de Khalidiya en Homs.

Escombros pulverizados volaban en el aire con el impacto de cada mortero y nubes de polvo y humo podían verse saliendo de los techos. Las imágenes no podían ser verificadas porque el Gobierno sirio ha vetado a buena parte de la prensa independiente del país.

ALLANAMIENTOS

El Observatorio Sirio para los Derechos Humanos, una organización de información activista con sede en Gran Bretaña, dijo que tres personas murieron en los ataques de la mañana en Homs. Los bombardeos mataron a un hombre, una mujer y un niño en Qusair cerca de la frontera con el Líbano.

Otras tres personas perdieron la vida cerca de Damasco, indicó el centro de monitoreo.

En la sureña Derá, donde nació la revuelta hace 13 meses contra cuatro décadas de Gobierno de la familia Assad, activistas dijeron que varios autobuses cargados de tropas y apoyados por vehículos blindados inundaron la ciudad y estaban efectuando allanamientos casa por casa.

Si Assad no respeta la tregua, la comunidad internacional podría unirse en su contra, usando un embargo de armas y otras sanciones, dijo el principal grupo opositor horas antes del inicio del cese al fuego.

"Las posibilidades de que para mañana el régimen implemente o cumple el alto al fuego son débiles, como todos sabemos", dijo Basma Kodmani, portavoz en Ginebra del Consejo Nacional Sirio.

Nos gustaría ver una acción unánime de miembros del Consejo de Seguridad que envíe un ultimátum al régimen (en Damasco) con un plazo determinado y que si eso no sucede haya medidas para intervenir", manifestó.

Cualquier acción de Naciones Unidas necesitaría del apoyo de Rusia y China, que han bloqueado resoluciones previas del Consejo de Seguridad sobre Siria alegando preocupaciones sobre una intervención al estilo de Libia que pueda violar la soberanía siria.