Hannover, Ale. Esta semana, el corazón mundial de la automatización industrial y de la inteligencia artificial aplicada a la manufactura palpita en una ciudad: Hannover, Alemania, que además se ha pintado del verde, blanco y rojo de la bandera mexicana.

Una vez al año, en este enclave industrial del centro norte alemán se dan cita miles de expositores y potenciales clientes de los adelantos tecnológicos que dan forma a la Industria 4.0.

Para la edición 2018, que tendrá lugar hasta el próximo viernes 27 de abril, se darán cita más de 5,000 expositores de 75 países y más de 200,000 visitantes, con el desafío de romper la marca de la edición del 2017: lograr más de 5.5 millones de citas de negocio.

Este año, la exposición ha marcado, además, un nuevo hito, pues cristalizó la apuesta de tener por primera vez en sus más de 60 años de historia un país hispanoparlante como invitado especial: México.

Lo anterior significa que nuestro país cuenta con un lugar y espacio privilegiado en el piso de exposiciones.

De acuerdo con ProMéxico, la Hannover Messe tendrá al menos la presencia de 16 gobiernos estatales, 15 centros de investigación nacionales, 15 organismos cúpula, 18 instituciones sectoriales y alrededor de 240 empresas mexicanas, de las cuales 140 han sido traídas por Siemens.

Hergestellt in Mexico (Hecho en México, en alemán), se lee por todas partes en el amplio pabellón mexicano de la Hannover Messe, una marca que busca conquistar inversionistas y que, por lo pronto, ya ha convencido a socios alemanes como Siemens, que este año presentará en la feria, como bandera de su Hergestellt in Mexico, un motor de baja tensión completamente desarrollado y producido en México.

MEXICO, the X marks the spot (MÉXICO, la X indica el sitio) es el eslogan de la campaña que también se lee en diversos lugares del recinto ferial (e incluso desde el aeropuerto de Hannover, en la salida de viajeros).