Washington. La vicepresidenta de Estados Unidos, Kamala Harris, promoverá la Estrategia de Causas Fundamentales para abordar la migración ilegal desde Centroamérica contemplando evitar fijar objetivos y plazos específicos.

El plan se concentra en los países del Triángulo Norte de Centroamérica, Guatemala, Honduras y El Salvador y además de combatir la corrupción o a la violencia en los lugares de origen, incluye el apoyo de otros Gobiernos y de empresas estadounidenses.

“La estrategia se basará en cinco pilares: abordar la inseguridad económica y la desigualdad; combatir la corrupción, fortalecer la gobernanza democrática y promover el estado de derecho, y promover el respeto por los derechos humanos, los derechos laborales y la libertad de prensa”, se detalló en un comunicado.

Alianza

Kamala Harris reconoció que los esfuerzos para abordar las causas estructurales de la migración no tendrán resultados inmediatos por lo que llamó a los gobiernos a hacer esfuerzos conjuntos. “Estados Unidos no puede hacer esto solo”, dijo.

Indicó que los gobiernos de México, Japón y Corea del Sur, junto con Naciones Unidas, se han comprometido a sumarse a la iniciativa y proporcionar alivio a la región.

Harris resaltó que su Administración trabajará más con el sector privado, un socio que ha sido "infrautilizado" en el pasado.La vicepresidenta asumió en marzo pasado la misión de reducir la migración desde Centroamérica, lo que la llevó en junio pasado a visitar Guatemala y México.

El plan integra distintas herramientas del gobierno estadounidense que incluyen la diplomacia, la asistencia exterior, la diplomacia pública y las sanciones.

El 2 de febrero el presidente Joe Biden firmó una orden ejecutiva para desarrollar una estrategia e causas fundamentales.

geopolitica@eleconomista.mx